La Procuraduría de la Defensa del Contribuyente (Prodecon) confirmó a los causantes la entrada en vigor escalonada de sus obligaciones en materia de contabilidad electrónica, y con ello se brinda seguridad jurídica a los pagadores de impuestos.

En un comunicado, el ombudsman del contribuyente informó que obtuvo un criterio confirmatorio por parte del Servicio de Administración Tributaria (SAT) respecto de la entrada en vigor escalonada de las obligaciones en materia de contabilidad electrónica.

Lo anterior, precisó, en virtud de que fue en los resolutivos tercero y cuarto, de la Séptima Resolución de Modificaciones a la Resolución Miscelánea Fiscal (RMF) para el 2014, donde se estableció la gradualidad de la contabilidad electrónica.

Sólo los contribuyentes con ingresos acumulables superiores a 4 millones de pesos en el 2013, así como las instituciones financieras, serán los que estarán obligados a llevar y enviar su contabilidad en medios electrónicos a partir del 1 de enero del 2015.

Sin embargo, en la RMF para el 2015, la autoridad fiscal no precisó dichas disposiciones y la fecha de entrega era confusa. Ello, puntualizó la Prodecon, provocó inquietud en los contribuyentes sobre si subsistía o no la gradualidad de la entrada en vigor de la contabilidad electrónica.

La aclaración de la autoridad es pieza clave para darle continuidad a la presentación de la contabilidad electrónica, ya que hay contribuyentes con ingresos menores a 4 millones de pesos anuales que en este momento no están preparados para cumplir con esta obligación fiscal , alertó Ricardo Arellano, vicepresidente fiscal del Instituto Mexicano de Contadores Públicos.

A requerimiento de la Prodecon, el SAT confirmó que subsisten las disposiciones mencionadas. Por ende, dicho compromiso garantiza la seguridad jurídica de los contribuyentes para que cumplan en tiempo y forma con sus obligaciones fiscales y, con ello, se mejore la cultura contributiva en el país.

De acuerdo con el jefe del SAT, Aristóteles Núñez, en una primera etapa solamente 203,807 causantes están obligados a iniciar con el envío de su información contable a partir de este mes. Los contribuyentes con ingresos menores a 4 millones de pesos anuales iniciarán con la contabilidad electrónica hasta el 2016.

El jefe del órgano recordó que los documentos que se tendrán que entregar con el envío de la contabilidad electrónica son el catálogo de cuentas por única ocasión, entre el 3 y el 5 de marzo del 2015, también la balanza de comprobación, y las pólizas de ingresos y gastos con sus auxiliares para identificar cada asiento contable o soporte, especialmente cuando se trate de una factura electrónica.

Las unidades económicas inscritas en el régimen de arrendamiento, servicios profesionales e incorporación fiscal quedan relevados del envío de contabilidad electrónica, para lo que deberán registrar sus operaciones en la herramienta del SAT Mis Cuentas.