Aunque Rusia no puede competir con su nombre, bandera ni himno oficiales en Tokio 2020, sus atletas han ido decididos a hacer historia y lo consiguieron apenas en el tercer día de actividades, al ganar el oro en la gimnasia artística varonil all around por primera vez en 25 años.

Gracias al talento de su equipo, que es el vigente campeón del mundo (Copa 2019), Rusia levantó el oro frente a los anfitriones japoneses, que se quedaron con la plata, y los chinos, con el bronce. Desde Sídney 2000 hasta Río 2016, estos dos países asiáticos se habían colgado todos los oros de esta categoría.

Nikita Nagornyy, Artur Dalaloyan, David Belyavskiy y Denis Abliazion formaron el equipo que ganó con 262.500 puntos, contra 262.367 de Japón y 261.894 de China, sin embargo, una puntuación de 14.466 de Nagorny en piso fue suficiente para el oro.

“Estamos abrumados. Hace seis meses dijimos que ganaríamos este oro y ahora lo hemos confirmado”, dijo Dalaloyan, quien compite a pesar de romperse el tendón de Aquiles en abril.

Los rusos ganaron esta competencia por última vez en Atlanta 1996, cuando su equipo era conformado por Sergei Kharkov, Nikolai Kryukov, Alexei Nemov, Yevgeni Podgorny, Dmitri Trush, Dmitri Vasilenko y Alexei Voropaev. Esa había sido el único oro en all around varonil como nación independiente tras su separación de la URSS, hasta que la repitieron en Tokio 2020.

Antes de la cita japonesa, los rusos habían ganado 44 medallas en gimnasia ya sin ser parte de la Unión Soviética, mediante 10 oros, 15 platas y 19 bronces.

Con esto, buscan ratificar el legado que dejó la URSS como el país más ganador de gimnasia en la historia de Juegos Olímpicos con 182 (72 oros), por encima de Estados Unidos y sus 114 (37 oros).

Su presea dorada en Tokio le costó dos rotaciones a Rusia para hacerse con el liderato, pero cuando parecía tenerlo seguro se tropezó con dificultades en el ejercicio de barra y llegó a la sexta rotación con solo 0,640 puntos de margen sobre China y 1,271 sobre Japón. A su pesar, los rusos mantuvieron la intriga hasta el final y los tres participantes en el último ejercicio de suelo se salieron del tapiz. Aun así, ganaron el oro.

Rusia ganó en salto y anillas, Japón en suelo y barra y China en caballo con arco y paralelas. Un reparto equitativo que habla del nivel parejo de tres grandes equipos.

Al final, los que se quedaron sin podio fueron Gran Bretaña (262,500), Estados Unidos (254,594) y Suiza (250,927), que llegó a presentar su candidatura a medalla con unos ejercicios de paralelas ejecutados con enorme limpieza y que la pusieron a 33 milésimas de China. Cerraron la clasificación Ucrania (246,394) y Alemania (238,495).

Rusia se fue a dormir tras el tercer día de actividades en Tokio 2020 como el cuarto lugar del medallero con cuatro oros, solo superado por China (6), Estados Unidos (7) y Japón (8). En total, hasta esa jornada, los rusos sumaban 12 medallas, mientras que el líder general es China con 18.

deportes@eleconomista.mx