"Nueva normalidad" en la Liga MX 

protocolo sanitario Liga MX

Antes de dar vuelta a la página para iniciar con el capítulo Apertura 2020, el 24 de julio, la Asamblea Ordinaria de la Liga MX pone nuevos puntos de forma y fondo. Al menos durante todo el torneo se ejecutará el Protocolo Sanitario Para el Proceso de Vuelta y se cambiará el formato de competencia, pero en lo relativo al manejo y la ruta del dinero habrá una reingeniería que, hasta donde comunica la Liga, no contempla alguna multa en caso de no atender la obligatoriedad de las reglas.

Para iniciar, se reconoció la llegada de Mazatlán F.C. y el cambio de dueños para los Gallos Blancos del Querétaro, pasando de Grupo Caliente al grupo de inversionistas integrado por: Emilio Escalante, Jorge Santillana, Gabriel Solares, Alfonso Solloa, Javier Solloa, Greg Taylor y Manuel Velarde. Por otro lado, la regulación obligará a que los contratos de trabajo o prestación de servicios profesionales que se celebren entre afiliados deberán realizarse en pesos mexicanos y no se admitirán contratos con otras monedas. De no cumplirse este lineamiento, la Liga MX no señala cuál sería la sanción subsecuente.

En tanto que los contratos con jugadores o integrantes de cuerpo técnico deberán contener una cláusula expresa donde se especifique que las obligaciones fiscales, que por ley correspondan y serán responsabilidad de cada una de las partes. Es decir, ningún club podrá pactar con jugadores o cuerpo técnico para hacerse responsable de las obligaciones fiscales de cada persona.

En mayo pasado, Luis Miguel Salvador, presidente del club Venados de Mérida y expresidente deportivo de Rayados de Monterrey, mencionó en entrevista con El Economista que el pago de impuestos de los jugadores “depende del club, hay quienes pueden pagar en cantidades netas y el club se hace cargo de los impuestos y hay cantidades brutas y el jugador se hacía cargo de los impuestos”.

Por su parte, Rafael Lebrija, ex Presidente de Toluca y Deportivo de Chivas, mencionó al respecto a este diario que: “se  tenía la costumbre de que los jugadores recibían su dinero libre de impuestos y hoy eso está cambiando, los jugadores tienen que hacer el pago de impuesto respectivo”.

Dentro de la regulación emitida por la Liga MX también explica que: no se permitirá, bajo ningún motivo, la celebración de dobles contratos con el mismo jugador o integrante del cuerpo técnico por el mismo servicio.

“Es importante que se entienda, en caso de contar con otros conceptos bajo los cuales se guarda una relación de hecho o derecho con el mismo jugador o integrante del cuerpo técnico, mediante el cual se otorgue algún tipo de pago - pensemos por ejemplo en acuerdos de publicidad o promoción - se deberá registrar en la FMF”.

En octubre del año pasado, el Presidente de la FMF, Yon de Luisa pidió a los clubes de la liga que dejaran la práctica de los dobles contratos.

“Evitemos los acuerdos no escritos y en caso de firmar contratos laborales más contratos de imagen, tanto los jugadores como los clubes se comprometan a registrarlos ante la Liga MX y en la FMF. Los dobles contratos no son malos ni están prohibidos, son una estrategia de pago, que cada club tiene derecho a definir y a implementar. Cualquier relación contractual entre el club y el jugador, sea depositada en la Liga MX y en la Federación, por si en algún momento existe una controversia podamos tener la totalidad de los acuerdos entre las partes y no nos tengamos que ir a investigación sobre la palabra de uno de los dos”.

Liga MX sanciones económicas

El presidente de Leones Negros, Alberto Castellanos señaló hace unos días a El Economista que el pago de impuestos dependía de las condiciones de cada club.

“En Leones establecemos salarios, alta en el IMSS a los jugadores, como cualquier asalariado. Si existiera el compromiso con algún patrocinador que pueda otorgar bonos, la institución se compromete a entregarlos. Si hay algunos excedentes por taquillas, esquilmos, venta de camisetas entonces puedes comprometerte a dar algunos bonos, pero salvo eso no contemplamos más”.

Por último, en los cambios anunciados por la Liga MX se señala lo que sí se aplicará como sanción económica y corresponde a las multas a los clubes que ocupen últimos lugares de la Tabla de Cociente de la temporada 2020-2021. Este esquema se justifica para la generación de recursos para la Liga de Expansión.

El último lugar del cociente tendrá una sanción de 120 millones de pesos, el penúltimo 70 millones y el antepenúltimo 50 millones. El Club que ocupe el último lugar de la Tabla de Cociente iniciará la siguiente Temporada con el cociente de 0.000.

De los siguientes años, del segundo al quinto, el esquema de sanciones cambiará para obtener los 240 millones de pesos totales, aunque se mantendrá la sanción de 120 millones de pesos para el último lugar de la Tabla de Cociente. Los Clubes que reincidan de manera consecutiva ocupando el último lugar de la Tabla de Cociente pagarán 20 millones de pesos adicionales a los 120 millones ya establecidos.

[email protected]