El Consejo General del IFE eximió a la Dirección General de Radio, Televisión y Cinematografía (RTC) por la difusión de propaganda del gobierno federal en cinco estados con proceso electoral.

Sin embargo, avaló con cinco votos a favor y cuatro en contra amonestar públicamente a los tres concesionarios de televisión que transmitieron esos spots.

En la sesión extraordinaria efectuada la madrugada de este viernes, los consejeros resolvieron la queja que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) interpuso contra el gobierno federal por la difusión de spots en los que expone la ampliación de la red hospitalaria en estados con comicios y la construcción de un puente en Oaxaca.

La representante del PRI ante el Instituto Federal Electoral (IFE), Mariana Benítez, cuestionó que el procedimiento especial sancionador fuera abierto contra la RTC y no contra el titular del Ejecutivo, como lo planteó en su denuncia.

Ante lo cual, el c onsejero Virgilio Andrade detalló que por tratarse del gobierno federal se tiene que identificar al responsable directo, que es la RTC, por lo que el procedimiento especial sancionador se abrió contra esta instancia.

Explicó que al hacer las investigaciones se corroboró que la RTC notificó a las concesionarias de televisión de las entidades con comicios la obligación de bloquear la transmisión de tales promocionales, a fin de no violar la norma electoral en materia de difusión de propaganda gubernamental.

Por ello, la Secretaría Ejecutiva propuso a los consejeros eximir de sanción alguna a la RTC y penalizar a Televisión Azteca, Televisora de Durango y Ramona Esparza González, representante de TV Canal 2 de Tamaulipas, por no cumplir con tal orden y difundir los referidos spots.

De acuerdo con el monitoreo del IFE, esas concesionarias de televisión no bloquearon la transmisión de 78 spots en Oaxaca, dos en Baja California, tres en Durango, 13 en Tamaulipas y uno en Zacatecas.