Barcelona y Real Madrid empataron 2-2 el domingo en un apasionante clásico español, donde marcaron las máximas figuras de ambos equipos, Lionel Messi y Cristiano Ronaldo.

Además, fue un partido que marcó la despedida del español Andrés Iniesta con la playera del Barça, luego de anunciar su partida de la institución que lo vio convertirse en una figura.

“Hago todo lo posible para poder jugar estos partidos e intentar saborearlos. Ya son los últimos partidos, parece que nunca llega el final, pero llega, e intento saborearlo. Hemos ganado la Liga ya y quiero intentar disfrutar cada minuto”, declaró Iniesta

A los 10 minutos de partido, el uruguayo Luis Suárez abrió el marcador con una volea dentro del área tras una lucida jugada del Barca, que ya había asegurado el título de la liga en la jornada anterior. Pero sólo cinco minutos después Ronaldo igualó el partido al empujar el balón a la entrada del arco tras un pase con la cabeza de Karim Benzema.

Ronaldo quedó complicado en su tobillo derecho tras el gol, lesión que lo obligó a abandonar el partido en el entretiempo. Tras el empate, el Real Madrid mejoró su juego y tuvo mejores ocasiones de aumentar. El arquero del Barça, Marc-André ter Stegen, le tapó un mano a mano a Ronaldo y luego falló nuevamente el portugués.

Cuando terminaba el primer tiempo, el árbitro expulsó a Sergi Roberto por una agresión al brasileño Marcelo. El brasileño y el juez, Alejandro José Hernández, fueron nuevamente protagonistas hacia el término del partido por un penal no cobrado a favor del Madrid.

En el reinicio, y con un hombre menos, los locales debieron contener a su rival.

Sin embargo, Messi le dio la ventaja parcial al Barsa con un remate de izquierda a la entrada del área grande, tras eludir a Casemiro y dejar sin opción al arquero costarricense del Madrid, Keylor Navas. El propio Messi pudo sentenciar el partido cuando remató cruzado tras un veloz contragolpe, pero Navas evitó la celebración. Y del casi gol del Barcelona, el disputado clásico pasó a la igualdad en el minuto 72 con un potente disparo del galés Gareth Bale, tras una buena combinación del equipo visitante.

El Barsa siguió intentando a través de Messi y Suárez, mientras que el Madrid quería derrotar a su archirrival para evitar que siguiera invicto en el torneo al que le quedan dos fechas.

Otros resultados del domingo: Málaga 0-3 Alavés; Atlético de Madrid 0-2 Espanyol; Las Palmas 0-1 Getafe.