Yoshihiro Watanabe, es un artista de origen mexicano-japonés que cuando nació en México, hace 32 años, fue diagnosticado con síndrome de Down profundo.

Yoshi, como le llama su mamá, está impedido de pronunciar las consonantes del abecedario, lo que le impide comunicarse de manera oral, además de que las complicaciones del diagnóstico de una enfermedad terminal, parecida a la leucemia, han mermado su condición física a través de los años.

Sin embargo, ninguna de estas limitaciones han impedido que Yoshihiro experimente desde la sensibilidad una capacidad creadora en el arte, ya que encontró en la pintura su razón de ser.

Este joven pintor con capacidades diferentes halló en sus cuadros un medio eficaz para expresar su visión del mundo, pues junto con su maestro de pintura, Raúl Guerra y Meléndez; Watanabe ha recreado atmósferas de su vida cotidiana en donde refleja sus gustos, creencias y hasta sus sueños, que plasma en la exposición La lucha por la vida a través de la pintura, que este artista exhibirá hasta el 21 de junio de 2019 en el vestíbulo del Centro Médico Nacional (CMN) 20 de Noviembre, con el objetivo de sensibilizar con un mensaje de inclusión y aliento a pacientes, familiares y personal de la institución.

ISSSTE y FCE firmarán por lectura en los hospitales

Al inaugurar la exposición pictórica, el director normativo de Prestaciones Económicas, Sociales y Culturales del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) Édgar Díaz Garcilazo, anunció que próximamente el Instituto firmará un convenio con el Fondo de Cultura Económica (FCE) para iniciar un programa de fomento a la lectura en los hospitales, con breves obras de 30 hojas que estarán a disposición de pacientes y familiares en las salas de espera.

Destacó además el talento y la dedicación  del pintor Yoshihiro Watanabe quien ahora ocupa un espacio de exhibición que es considerado un foro abierto e incluyente para difundir la diversidad de expresiones artísticas sin exclusión de raza, sexo o capacidades.

“El objetivo de esta exposición es hacer más ligera la estancia a personal, pacientes y familiares que transitan diariamente en el hospital y enfrentan momentos difíciles en su proceso de enfermedad y tratamiento”, dijo Édgar Díaz para quienes encuentren inspiración en la obra de Yoshihiro.

Los artistas son todos diferentes

Desde los tres meses de vida, Yoshi comenzó a nadar; sin embargo esta actividad tuvo que ser sustituida con el tiempo ya que por el exceso de glóbulos rojos en la sangre, el artista padece inflamaciones en arterias y extremidades que lo paralizan.

Así llegó la pintura a los cinco años de edad y desde entonces, Yoshihiro no ha dejado de trabajar con el acrílico y carbón, dos técnicas en las que se ha especializado con ayuda de sus dos maestros Rodrigo Flores Ortíz y Raúl Guerra .

“Yoshihiro nada desde los tres meses de edad, en un tiempo que tuvimos que estar en Japón también continuó nadando en una búsqueda constante de qué hacer; a mis dos hijos traté de enseñarles y proporcionarles espacios y actividades en las que siempre estuvieran ocupados como música, comida, natación, tallado en madera y pintura”, dijo en entrevista con El Economista la madre del artista, Lilia Gómez Navas y Chapa.

La exposición La lucha por la vida a través de la pintura consta de 15 obras de óleo sobre tela en las que, de acuerdo a Raúl Guerra y Meléndez, el autor aborda su influencia cultural mexicano-japonesa, como son los paisajes del Popocatépetl y el monte Fuji; recuerdos de sus viajes que han quedado grabados en su memoria, como la Torre Eiffel; su pasión por los ídolos  de la lucha libre y donde incluso se integra al pintarse enmascarado junto al Atlantis, su luchador favorito. También hay cuadros de familiares, autorretratos, bodegones y paisajes, en los que se percibe la experimentación con el color.

En 2015 Yoshihiro participó en una muestra colectiva en la Galería de Arte Barrio Tlalpan, ese mismo año se organizó en Casa Frissac la muestra colectiva Inflexiones y en la Fábrica de Artes y Oficios (Faro) Indios Verdes en octubre de 2018 tuvo una exhibición pictórica llamada Se Vive Mejor Pintando.

[email protected]