El Palacio de Bellas Artes rechazó presentar un homenaje a ?Francisco Gabilondo Soler, creador de Cri-Cri. Sin embargo, aceptó abrir sus puertas para el cantante Mijares, quien pagó cerca de medio millón de pesos para realizar y grabar su concierto sinfónico.

Según documentos en posesión de El Economista, el Palacio de ?Bellas Artes cerró sus puertas al espectáculo mexicano Tiliches, tambaches y cachivaches, que rinde homenaje a Francisco Gabilondo Soler y que incluye materiales inéditos del compositor. El proyecto fue creado por Andrea Gabilondo e incluye 11 actores en escena, música y la participación especial de Susana Zabaleta, pero al INBA no pareció importarle y, a pesar de la insistencia de los creadores, nunca les dio respuesta.

Sobre el espectáculo de Cri-cri, le he pedido a Juan Meliá, coordinador nacional del teatro, atender el tema y mantenerme informada , respondió la directora del INBA, María Cristina García Cepeda, a los productores el 25 de enero del 2016 y después ya no hubo comunicación ni mayor interés.

Para la presentación privada de Manuel Mijares en el Palacio de ?Bellas Artes las cosas resultaron más sencillas y bastaron meses para la autorización.

El pasado miércoles 7 de septiembre el cantante grabó un disco y DVD sinfónico para celebrar 30 años de carrera en un evento privado, donde acudieron personalidades como Angélica Rivera, Lucero, exesposa del cantante, los empresarios Carlos Slim, Arturo Elías Ayub y diferentes personalidades.

Esto provocó críticas, sobre todo por rentar un espacio como el Palacio de Bellas Artes a un artista que recurrió a una orquesta sinfónica para poder entrar en el espacio.

Fueron varios meses de tratar y yo creo que se abrieron las puertas por el tema sinfónico (...) fue difícil llevar el pop a lo sinfónico. Es un escenario que te merece mucho respeto , señaló Mijares en una entrevista difundida por TV Azteca.

Ante la polémica, la directora del INBA aseguró que estuvo en contra del concierto.

El concierto de Mijares sinfónico merece todo mi respeto; lamentablemente haberse presentado como evento privado y no abierto al público ha causado polémica y molestias expresadas en los medios de comunicación. En su momento expresé mi desacuerdo con este formato .

La funcionaria envió un comunicado acerca del tema pero no aclara quién autorizó dicho concierto, pese a estar en desacuerdo.

Según se ha difundido, el INBA cobró 407,943 pesos que pagó Warner Music, sello discográfico que además donó poco más de 100,000 pesos al Palacio de Bellas Artes.

En el Portal de Obligaciones de Transparencia del gobierno federal se lee: Renta de espacios del ?Palacio de Bellas Artes. Sala Principal. Renta al público en general de la Sala principal del Palacio de ?Bellas Artes con un fin cultural .

Los precios son: Sala principal Nivel 1’ 407,934.19 pesos; nivel 2 más de 185,413.03 pesos y hasta 407,934.19. Nivel 3 más de 46,396.84 pesos y hasta 185,413.03 pesos.

El reglamento para el uso del Teatro del Palacio de Bellas estipula que se destinará exclusivamente a espectáculos artísticos y culturales de calidad superior. Queda, en consecuencia, terminantemente prohibida la celebración de actos que no participen de aquellos caracteres y que no contribuyan al fomento de la cultura artística o científica del país.

Los particulares que pretendan efectuar algún espectáculo gratuito dirigirán a la Secretaría de Educación Pública una solicitud con los mismos requisitos señalados en el artículo precedente, especificando las finalidades concretas que persigan con el espectáculo proyectado.

Según un comunicado oficial de Warner Music, el concierto fue para festejar 30 años de trayectoria, donde Mijares fue acompañado por la Sinfónica de la Benemérita ?Universidad Autónoma de Puebla.

Mijares Sinfónico desde el Palacio de Bellas Artes saldrá a la venta el próximo 2 de diciembre.

La filmación de Zona Preferente corrió a cargo del equipo de plataforma que ha realizado las grabaciones de conciertos en vivo de artistas como: Franco De Vita, Vicente Fernández, Babasónicos y Gustavo Cerati, entre otros.

Bellas artes, ¿Para todos?

Durante años, Bellas Artes ha negado el acceso a José José, Los Tigres del Norte, Vicente Fernández y diferentes grupos artísticos, pero sus puertas se abrieron a artistas que en su momento fueron cuestionados, como: Filippa Giordano, Joan Manuel Serrat, Alejandro ?Fernández y el Colectivo Nortec.

De los más polémicos fueron el de Juan Gabriel en 1990 y en el 2013, cuando los gobiernos de ?Michoacán y Chihuahua pagaron los gastos para el show.

La polémica continuará sobre el uso y criterios de INBA para otorgar o negar los permisos para que se presenta un artista o una compañía en el Palacio de Bellas Artes.

Pero la pregunta que queda en el aire es: si María Cristina García Cepeda se opuso al concierto de ?Mijares -como declaró-; entonces, ¿quién lo autorizó? ¿La Secretaría de Cultura y su titular Rafael Tovar y de Teresa?

[email protected]