Los dos millones de especialistas que harán falta en los próximos años en México para prevenir y responder a ciberataques y el impacto que tiene la seguridad de la información en las organizaciones son las principales razones de que el Tec de Monterrey haya integrado una maestría en Ciberseguridad en su nuevo programa de posgrados vinculatorios.

“Es uno de los temas de mayor impacto y de mayor necesidad, en donde existe una mayor carencia de profesionales no solo en nuestro país sino a nivel internacional”, dijo Jorge Welti, decano asociado académico de la Escuela de Ingeniería y Ciencias del Tecnológico de Monterrey.

Según el académico, tanto las nuevas carreras como los nuevos posgrados de esta universidad privada han sido rediseñados de acuerdo con un nuevo modelo educativo. “En la institución tenemos dos tipos de posgrados: los posgrados científicos, que están orientados a generar conocimiento y en los que se hace investigación y se aporta al desarrollo de la ciencia, y los posgrados vinculados, con los que ese conocimiento que generamos nosotros o que se generó en otro lugar se transfiere a los sectores para resolver problemas relevantes de cada uno de estos”, dijo.

De acuerdo con Welti, este nuevo modelo tiene la intención de permitirle al estudiante contar con flexibilidad en su proceso de profesionalización, pues éste puede ir construyendo su propio programa de estudios y así obtener ciertas certificaciones y microgrados en la materia o acumular esta serie de cursos para contar con una especialidad o una maestría.

El programa de la nueva maestría en Ciberseguridad está integrado por 14 materias, entre las que se encuentran Operaciones de Ciberseguridad, Configuración de activos y gestión de vulnerabilidad y Gestión de la Protección de Datos. Dentro de la maestría también se incluyen diplomados específicos en Estructura Funcional de la Ciberseguridad en las Organizaciones y el de Marcos de Referencia de Ciberseguridad, con los cuales se puede aspirar a obtener certificaciones particulares.

El programa incluye dos cursos orientados al desarrollo de proyectos vinculados con la industria, por lo que los alumnos podrán desarrollar soluciones de ciberseguridad directamente dentro de empresas de distintos sectores.

 

De acuerdo con Welti, con este nuevo modelo, un estudiante de tiempo completo que esté orientado a resolver problemas reales de las organizaciones puede terminar su programa de maestría en un año, a la vez alguien que no tenga la disponibilidad suficiente puede extender este periodo. La oferta incluye una metodología presencial, en línea o híbrida y estará concentrada en los campus Monterrey, Guadalajara y Ciudad de México de la universidad.

Sobre la demanda de profesionales especializados en ciberseguridad, el decano del Tec de Monterrey dijo que este tipo de profesionales seguirán estando entre aquellos que deben ser muy bien pagados, por lo que las organizaciones tendrán que reconocer que es una inversión que deberán mantener.

“En términos de inversión, yo estoy seguro que, cuando se hace el balance entre la inversión que se hace y el costo que significa el no hacer esa inversión, el que se queden sin servicio uno o dos días por un ataque o una falla tiene implicaciones tremendamente grandes”, dijo y agregó que el objetivo de la institución es que dentro año y medio, entre 1,500 y 2,000 personas estén inscritas en el posgrado en Ciberseguridad a nivel nacional.

“Nos interesan los individuos pero lo que mas nos interesan son las organizaciones, lo que mas nos gustaría tener es de cada organización a 20 personas, lo que significa que entre 75 y 100 organizaciones de los sectores público privado se verían impactadas por este programa”, dijo.

El nuevo programa de maestría en Ciberseguridad del Tecnológico de Monterrey se suma a la oferta que tienen otras universidades como el Instituto Politécnico Nacional, la Universidad La Salle y la Universidad Autónoma de Nuevo León en esta materia, pero también se integra a la oferta educativa sobre tecnologías emergentes, que en los últimos años y meses ha cobrado relevancia con la inclusión de una licenciatura en Ciencia de Datos de la UNAM y la maestría en Ciencia de Datos del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Occidente (ITESO).

La UNAM también ofrece la posibilidad de estudiar una maestría en Inteligencia Artificial, un programa que el Tec de Monterrey contempla incluir en un futuro cercano.

[email protected]