En el 2015, la reserva internacional del Banco de México acumuló la mayor disminución anual desde 1995, tras alcanzar una caída de 16,516 millones de dólares con respecto al cierre del 2014.

No se había visto un tramo de liquidación de reservas similar ni siquiera entre el 2009 y el 2011, cuando estuvieron activos los mecanismos de subasta para estabilizar al mercado cambiario, convulso por la crisis financiera mundial, tal como los mecanismos que están en ejecución desde diciembre del 2014.

De acuerdo con el último estado de cuentas del 2015 del Banco de México, la reserva se ubicó en 176,723 millones de dólares, un nivel no visto desde el 7 de enero del 2014.

En los últimos 21 años, sólo se han presentado tres episodios de caídas en el saldo de reservas: el actual, donde se perdieron 16,516 millones de dólares; el previo, en el 2005, cuando disminuyó el saldo en 989 millones de dólares, y en 1994, cuando se liquidaron 20,354 millones de dólares, de los que una cuarta parte salió en menos de 10 días.

Economistas del Banco de México probaron recientemente, en su Informe Financiero 2015, que el saldo actual de reserva supera dos veces la suma de la deuda externa de corto plazo y el déficit de la cuenta corriente.

Analistas de bancos internacionales como Gerardo Rodríguez Regordosa, director de Estrategia de Mercados Emergentes de BlackRock, y Marco Oviedo, Economista en jefe de Barclays, concuerdan en que la posición actual en reservas no representa un factor de riesgo para los inversionistas.

Y sin embargo... Se recuperan

En la última semana de diciembre, la reserva internacional registró un aumento por 370 millones de dólares, lo que fue el cuarto registro semanal positivo para este activo.

De acuerdo con el estado de cuenta, este balance semanal fue resultado de la venta de dólares de tres operaciones:

Se trata de la venta de dólares del gobierno federal al Banco de México por 442 millones de dólares. Del mismo modo, hubo una reducción de 6,000 millones de dólares, resultado de la asignación en las subastas ordinarias de dólares con precio mínimo conforme a los mecanismos autorizados por la Comisión de Cambios.

Además de una reducción de 66 millones de dólares, debido principalmente al cambio en la valuación de los activos internacionales del instituto central.

Cobertura petrolera compensa

En el último mes, el Banco de México registró una acumulación en la reserva de 4,769 millones de dólares. Donde 100% resulta de los depósitos de dólares comprados al gobierno federal, provenientes del ejercicio de la cobertura sobre los ingresos petroleros.

Estas divisas ingresaron directo a la reserva internacional del Banco de México, favoreciendo cuatro acumulaciones consecutivas semanales, que llevaron al activo a 176,353 millones de dólares, al 28 de diciembre.

No obstante de la cuenta favorable que significaron para la reserva, la venta de divisas del gobierno federal al Banco de México, que comenzó el 9 de diciembre y terminó el 28 del mismo mes, derivada principalmente de los recursos provenientes del ejercicio de la cobertura sobre los ingresos petroleros, no se contabiliza en firme.

El gobierno federal vendió 6,284 millones de dólares que recibió por la cobertura, pero tal como ha pasado esta semana, el estado de cuentas registra también los movimientos de salida y al cierre de la semana inscriben variaciones que de alguna manera diluyen el depósito.

Apenas suficientes

De acuerdo con la medición tradicional del Fondo Monetario Internacional (FMI), el saldo actual de reserva se encuentra en niveles apenas suficientes para enfrentar choques externos.

Tal como lo explicó a fines del mes pasado el director adjunto del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, Robert Rennhack, la medida tradicional de la suficiencia de reservas que utiliza el Banco de México evidencia que el activo mexicano está en el nivel más bajo del rango normal o adecuado .

Reconoce que al agregar a los 176,723 millones de dólares la Línea de Crédito Flexible activa en el FMI, México tiene casi 240,000 millones de reservas, lo que fortalece la situación para México en caso de que se presente un episodio de mayor volatilidad.

Sin embargo, en las conclusiones a la revisión del artículo IV del Convenio Constitutivo para México hicieron un llamado a recuperar las reservas.

[email protected]