Pese a la desaceleración de la economía y el alza de tasas por parte del Banco de México (Banxico), Citibanamex ve en el mercado hipotecario una gran oportunidad de seguir haciendo negocio.

Del tercer trimestre del 2015 al mismo periodo del 2016 la cartera vigente de créditos hipotecarios de este banco creció 14% para colocarse en los 24,300 millones de pesos. Sólo este año, estima haber colocado alrededor de 7,500 millones de pesos en hipotecas, los cuales equivalen a alrededor de 6,000 créditos.

Este año vamos a colocar alrededor de 7,500 millones de pesos en hipotecas, es el número más alto que ha colocado Citibanamex desde hace, cuanto menos, 15 años , dijo Ernesto Torres, director general del grupo.

En la conferencia trimestral de resultados del pasado viernes el directivo afirmó que sigue siendo un buen momento para adquirir vivienda, pues, hasta ahora, siguen y seguirán las tasas históricamente bajas en este producto bancario.

El crédito promedio otorgado por Citibanamex es de 1.3 millones de pesos, a plazos de 20 años y con tasas de entre 8.5 y 10.5 por ciento. Son las tasas históricamente más bajas que hemos tenido los bancos en nuestro país, es una gran oportunidad , puntualizó.

Detalló que las tasas del crédito hipotecario las ponen en función de la tasa del bono de México de siete a 10 años. Esa tasa no se ha movido, a pesar de los incrementos en la tasa de corto plazo. Mientras esté estable, no vamos a mover las tasas de las hipotecas .

Añadió: No hemos tenido una mejor oportunidad en la historia (para adquirir vivienda en México), es importante aprovecharla .

Consumo seguirá con ?buen comportamiento

En general, Citibanamex tuvo buenos resultados en los créditos al consumo, dado que la cartera en este rubro alcanzó un nivel récord de 262,000 millones de pesos. Al interior, las tarjetas de crédito (que viene de años de importante baja) crecieron 6% al tercer trimestre y los personales y de nómina, 10% anual.

Ernesto Torres indicó que, pese a la desaceleración de la economía, es el tema de la inversión de las empresas el que no repunta, mientras que el consumo sí. Confía en que siga en esos ritmos.

Detrás de esos números está el incremento de la masa salarial del país, que es la suma de lo que sube el sueldo más lo que sube el empleo formal, esa suma es lo que incrementa la masa salarial, y ésta está creciendo en términos nominales alrededor de 10%, ése es el dinero que las familias tienen para gastar (...) ¿Por qué creemos que eso puede continuar?: porque si los sueldos y el empleo siguen subiendo, el total de dinero que las familias van a tener sigue ahí , expuso.

De momento, no ve un problema de apalancamiento en las familias mexicanas. La cartera vencida en este sector se ubicó a septiembre en 3 por ciento.

eduardo.juarez@eleconomista.mx