En los últimos años grandes tiendas dedicadas al comercio especializado, como Elektra, Coppel, Liverpool y Famsa, se han venido consolidado como importantes proveedores de servicios financieros, en particular de créditos, lo cual ha impulsado sus ingresos.

Tan sólo en los últimos cinco años el monto de los créditos otorgados por dichas empresas se incrementó 70%, de acuerdo con los reportes de las mismas compañías, lo cual contrasta con la reducción de 13% en el crédito al consumo que otorgaron todas las instituciones bancarias.

La mayor parte del financiamiento otorgado por las principales tiendas de comercio especializado es crédito al consumo. En marzo del 2011, alrededor de 82% del crédito total otorgado por Elektra, Coppel y Famsa era crédito al consumo y sólo 18% era crédito personal, según cifras de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores.

En este contexto, el financiamiento a personas que generalmente tienen acceso limitado al crédito ha dado un mayor dinamismo a la división comercial de dichas empresas.

Cabe destacar que al primer trimestre del 2011 las cuatro principales tiendas ya mencionadas tenían créditos por cobrar a sus clientes equivalentes a 7,000 millones de dólares, de los cuales Elektra concedió 34%; Coppel 25%; Liverpool 21%, y Famsa 19 por ciento.

Según cálculos de El Economista, Elektra es la que más crédito otorga actualmente, ya que de cada 10 pesos que la tienda vendió el año pasado, 6 pesos se los quedaron a deber; mientras que a Coppel sus clientes le deben solamente 4.5 pesos; a Liverpool 3.5 pesos, y a Famsa 2.5 pesos.

Liverpool, por su parte, es la cadena con mayores ingresos, simplemente en el 2010 éstos fueron de 52,376 millones de pesos; los de Coppel, 49,813 millones; Elektra, 46,019 millones, y Famsa, 14,993 millones.

Tan en sólo seis años, las ventas acumuladas de las cuatro principales tiendas departamentales casi se duplicaron al pasar de 83,953 millones a 163,201 millones de pesos.

[email protected]