La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) refrendó la importancia de que el Estado reconozca las funciones de los organismos autónomos y que la autonomía de éstos no sea únicamente normativa, sino de operación.

Durante el Semanario sobre Violencia y Paz: la CNDH y la 4T en el Colegio de México, el titular de la CNDH, Luis Raúl González Pérez, afirmó que de ninguna manera el organismo busca entorpecer las acciones de las autoridades, sino que desde el señalamiento de las recomendaciones se puede contribuir a un mejor gobierno.

“Siempre se han generado tensiones porque al gobierno no le gusta que uno les observe las violaciones a derechos humanos que cometen los servidores públicos, pero esas tensiones dependerán del grado de entendimiento y la pedagogía del ombudsperson, por eso la importancia de reconocer que lo que busca el ombudsperson es el cumplimento de la ley”, apuntó.

En la discusión estuvo presente el subsecretario de Derechos Humanos, Población y Migración, Alejandro Encinas, quien coincidió en la importancia de que el Estado fortalezca el organismo nacional para coadyuvar con las tareas de defensa de los derechos fundamentales.

“Quiero decirlo con toda claridad y sin ninguna ambigüedad, debemos fortalecer a la Comisión Nacional de Derechos Humanos en su autonomía como un órgano del Estado que cumpla con su responsabilidad de defender y garantizar la protección de los derechos humanos en nuestro país”, dijo.

En ese sentido señaló que el país no sólo atraviesa una crisis de derechos humanos, sino que durante el proceso de transición ha salido a relucir el nivel de deterioro de las instituciones públicas del país y la descomposición a la que llegó el régimen político en México.

En su intervención la defensora de derechos humanos, Marieclaire Acosta, apuntó que el papel de una Comisión de Derechos Humanos es fungir como contrapeso al poder, señalar abusos y desviaciones de la norma por parte de las autoridades y buscar la solución a los problemas por medios diversos en los que destacan las recomendaciones.

“Una descalificación como la sufrida últimamente por la recomendación 29/2019 de las Estancias Infantiles puede echar por la borda muchos años de trabajo, más aún si está basada en prejuicios y construcciones de carácter ideológico y no en hechos y razones constatables”, declaró.

Finalmente dijo que si bien la administración encabezada por el presidente López Obrador ha propuesto construir un modelo de gobernanza basado en la recuperación del Estado de Derecho y acatamiento del orden legal, en los hechos es de manera diferente.