Ocho de cada 10 ciudadanos (81%) califican de malas las medidas para combatir las desapariciones forzadas en México, 67% se manifiesta de acuerdo con que expertos de otros países investiguen los casos al respecto y 62% estima que es entre mala y muy mala la labor del gobierno mexicano en materia de sensibilizar a los policías y Fuerzas Armadas en el tema de desaparición forzada.

La encuesta telefónica nacional sobre desapariciones forzadas en el país, realizada por el Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública (CESOP) de la Cámara de Diputados revela también que 72% de los entrevistados califica de malas las acciones de las autoridades federales en materia de identificación de los responsables de las desapariciones.

De los 901 consultados vía telefónica, la mitad dijo conocer o haber oído hablar del delito de desaparición forzada y de éstos 84% no cree que se estén tomando las medidas suficientes para combatirlo.

Tras explicar a los entrevistados que una desaparición forzada ocurre cuando agentes policiales estatales, o con el consentimiento del Estado, detienen por la calle o en su casa a una persona y después lo niegan o rehúsan decir dónde se encuentra, 75% respondió que ese tipo de problemas existe en todo el país y 74% dijo que su familia, amigos o conocidos han vivido algún caso de desaparición forzada.

Para 37% de los participantes del sondeo los hombres son en mayor medida víctimas de desapariciones forzadas, contra 29% que consideró que las mujeres, y 39% dijo que las clases bajas sufren más dicho delito.

A la pregunta: ¿Qué grupo considera que ha sido en mayor medida víctima de las desapariciones forzadas? , 37% afirmó que los mexicanos y 27% que los migrantes, en tanto que 62% respondió que los jóvenes y 10% que los adultos.

El 70% de los ciudadanos abordados (siete de cada 10) comentó que no conoce ni ha oído hablar de las recomendaciones que la Organización de las Naciones Unidas (ONU) emitió a México en el tema de desapariciones forzadas en febrero pasado.

En materia de búsqueda de fosas clandestinas, 61% de los entrevistados calificó de mala y muy mala la labor del gobierno mexicano; 65% consideró que son malas también las tareas gubernamentales para identificar cuerpos; 66% opinó que las autoridades son malas para castigar a quienes ayudaron a cometer la desaparición forzada y ese mismo porcentaje afirmó que no se combate el crimen organizado de manera eficaz.

[email protected]