Con matices, los coordinadores de los grupos parlamentarios del PRI, PAN y PRD en la Cámara de Diputados, Manlio Fabio Beltrones Rivera, Luis Alberto Villarreal García y Silvano Aureoles Conejo, respectivamente, coincidieron en la conveniencia de esperar hasta octubre, cuando se renovará a cuatro consejeros del Instituto Federal Electoral (IFE) para designar además al sustituto de Sergio García Ramírez, quien renunció al cargo.

Lo más conveniente sería que empatáramos todo este procedimiento, cuando se elijan a cuatro nuevos consejeros del IFE , precisó el priísta.

Sin embargo, dijo que hay ocasiones en que lo conveniente riñe con lo oportuno y quizá lo mejor es designar ya al sustituto de García Ramírez y esperar a la elección de los cuatro consejeros restantes, de acuerdo con los tiempos legales establecidos.

A lo mejor es oportuno tener al nuevo Consejero rápidamente para desempatar cualquier votación en el IFE . Sobre el tema, el panista comentó: No creo que pase nada en que exista una vacante en los próximos meses para que, en un proceso ordenado, se convoque por esta Cámara a la renovación, de una vez, de los que concluyen su periodo y de esta vacante que deja García Ramírez .

En tanto que Aureoles Conejo se pronunció por designar, de una vez y junto con quien sucederá a García Ramírez, a quienes habrán de relevar, a partir del próximo 31 de octubre, a Leonardo Valdés Zurita, Francisco Guerrero Aguirre, Alfredo Figueroa y Macarita Elizondo.

Que sea en paquete. Nada limita que los que se van en octubre de una vez lo hagan... Yo espero que el PRI acompañe esta postura y que pronto podamos resolver este asunto , comentó.

El perredista fue especialmente claro al referirse a la eventual reelección de Valdés al frente del IFE.

De ninguna manera. Es el primero que debería de tener dignidad y retirarse. Debería seguir el ejemplo de García Ramírez y retirarse. De ninguna manera vamos a permitir que se reelija el señor, que ha tenido una actitud francamente vergonzosa, no para nosotros, sino para el país entero , expresó el michoacano.

Cuestionado sobre la posible reelección de Valdés Zurita, el priísta Manlio Fabio dijo que si bien al actual Consejero Presidente del IFE se le ven ganas de reelegirse, la decisión al respecto corresponderá tomarla al Congreso de la Unión.

El perredista Aureoles Conejo fue más a fondo en el tema de la designación de los nuevos consejeros electorales y propuso confeccionar un nuevo procedimiento de selección.

Y es que desde su punto de vista, el mecanismo utilizado a la fecha deja mucho que desear y entrampa la designación o la votación en la Cámara (Baja) porque obedece fundamentalmente al cuotismo (a través del reparto de cuotas entre los partidos políticos) .

Lo mejor sería, completó, convenir en un procedimiento similar al que se utiliza para el nombramiento de los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, mediante la presentación de ternas de candidatos.

GARCÍA RAMÍREZ, CASI CANDIDATO A LA PRESIDENCIA POR EL PRI EN 1988

La polémica es parte del consejero Sergio García Ramírez. Fue parte de ella cuando implementó en los años 60 la cárcel sin rejas en el penal de Almoloya. Actualmente, lo es por su renuncia al IFE justo después ser criticado por votar en contra de sancionar al PRI por triangular dinero a su campaña presidencial a través de tarjetas Monex.

García Ramírez no niega su simpatía por el PRI, que lo encumbró como funcionario público, pues le permitió trabajar codo a codo con mandatarios del país e incluso estuvo a punto de llevarlo como candidato a la Presidencia de la República en 1988.

En las páginas de su reciente libro Para la navidad del 2012, García Ramírez se describe como un hombre con la renuncia siempre lista bajo el brazo, desde que dimitió en los años 60 como Director del Centro Penitenciario de Almoloya de Juárez, en el Estado de México, después de una fuga de reos. A partir de entonces he hecho y desecho mi equipaje muchas veces. Me acostumbré a viajar con ligereza y a entender la sucesión de los ciclos , narra el todavía Consejero Electoral que en aquella época implementó en ese penal el sistema de prisión abierta o cárcel sin rejas.

En esas páginas, el Consejero describe cada encargo que ocupó desde que concluyó su doctorado en Derecho en la UNAM: desde Procurador de Justicia del Distrito Federal (1970-1972); Subsecretario de la industria paraestatal (1978-1981); Secretario del Trabajo (1981-1982) y Procurador General de la República (1982-1988). Esos cargos lo llevaron a trabajar de cerca con los entonces presidentes Luis Echeverría y José López Portillo durante los gobiernos del PRI, partido del que también fue su Secretario General.

En el 2011 fue designado por la Cámara de Diputados como Consejero Electoral del IFE, llegó justo cuando inició el proceso electoral para la sucesión presidencial. Le tocó diseñar y acordar con partidos las reglas de la competencia electoral, encabezó las negociaciones para los dos debates presidenciales y vigilar las conductas de los candidatos y partidos en campañas. Le tocó diseñar y acordar con partidos las reglas de la competencia electoral. En ningún momento se le cuestionó al consejero García Ramírez sobre su votación o sus decisiones, hasta el pasado 23 de enero cuando votó en contra de sancionar al PRI por triangular más de 50 millones de pesos para la compra de tarjetas Monex.

Sin embargo, dijo: Ejercí mi derecho a votar, a lado de otros cuatro consejeros, y cumplí mi deber de hacerlo. No aguardé a que alguno de los colegas modificara su voto anterior ni contemplé con indiferencia los problemas que traería consigo un nuevo empate. El voto que agregué a otros cuatro tuvo el mismo sustento que tuvieron éstos . (Con información de Jorge Monroy)