Durante la actual administración, la incidencia delictiva en materia de violencia de género ha alcanzado niveles máximos, con 14 de 17 de estos ilícitos al alza desde 2018 y ocho de ellos con cifras récord en siete meses del 2021, destacó un informe del Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados.

El estudio “Violencia de género en México. Ejercicios estadísticos de una investigación en curso” señaló que, de enero de 2015 a julio pasado, los 17 delitos relacionados con la violencia de género representan el 15.3% de la incidencia delictiva nacional, lo cual se traduce en un millón 899,932 delitos cometidos contra las mujeres. 

Durante este periodo, ilícitos como la violencia familiar registraron una incidencia de un millón 190,317 casos; no asistencia familiar 151,982; Abuso sexual, 121,778; contra libertad personal, 108,228; violación 99,368 casos; contra la familia 72,883; contra integridad corporal 44,184; contra seguridad sexual 38,812; acoso sexual 20,207; delitos distintos a la violencia familiar 17,272; corrupción de menores 13,436; hostigamiento sexual 8,744; feminicidio 5,046; aborto 3,979; trata de personas 2,916; tráfico de menores 585, y el incesto con 195 casos.

Asimismo, el estudio señala que “el dato más revelador es que 14 de 17 delitos registraron las cifras más altas a partir de 2018 (violencia familiar, abuso sexual, contra libertad personal, violación, contra la familia, contra integridad corporal, contra seguridad sexual, acoso sexual, delitos distintos a violencia familiar, corrupción de menores, hostigamiento sexual, feminicidio, aborto, trata de personas), lo que puede ser un indicativo del desafío que enfrenta la actual administración federal (2018-2024)”.

Mientras que “ocho de 17 delitos de género registraron las cifras más altas en los meses de 2021. Dichos delitos fueron: violencia familiar, violación, delitos contra la familia, contra la integridad corporal y delitos contra la seguridad sexual. También abuso sexual, acoso sexual y feminicidio”. 

Al tiempo que “seis de 17 delitos de género (contra la libertad personal, violencia distinta a la violencia familiar, corrupción de menores, hostigamiento sexual, aborto y trata de personas), tienen al menos un mes de 2021 con las cifras más altas”.

Ataques en la familia

En el caso de la violencia familiar, el informe pone énfasis en que este ilícito representa el 62.7% del universo de delitos de violencia de género desde 2015, por lo que “es el delito que domina sobre el resto (…) tampoco es posible ignorar que en cinco años el segundo lugar lo ocupó el delito de no asistencia familiar, un dato que puede ser vinculado como entorno de la violencia familiar mencionada antes.

“En suma, al señalar los cinco delitos de mayor incidencia obtenemos un indicador de que la violencia de género con las cifras más altas está vinculada a afectaciones, además de la familia, a la intimidad y la seguridad más preciada”.

maritza.perez@eleconomista.mx