En bloque, la coalición legislativa del PRI, PAN y PRD no dará al presidente Andrés Manuel López Obrador y a Morena los votos que necesitan en la Cámara de Diputados para alcanzar la mayoría calificada y poder concretar reformas a la Constitución que no sean benéficas para el país, establecieron el priista Alejandro Moreno Cárdenas, el panista Marko Cortés Mendoza y el perredista, Jesús Zambrano Grijalva.

Si el presidente “quiere construir algo bueno para México”, dijo el presidente nacional del PAN, que “nos busque”; de hecho, evaluó, el mandatario mexicano “se ha tardado” porque ya lleva tres años en el cargo y no ha intentado acercarse con los panistas para dialogar en la búsqueda de acuerdos.

“Pero si quiere destruir, que no pierda el tiempo, el PAN va a estar muy sólido como fracción parlamentaria”. Marko Cortés.

Mayoría calificada

Horas antes de la conferencia de prensa ofrecida por los dirigentes de los tres partidos políticos de oposición que conformaron la coalición Va por México, para contender en los comicios del pasado domingo por distintos cargos, entre otros, gubernaturas y diputaciones federales, López Obrador afirmó que aunque Morena, partido en el que milita, y aliados del PT y PVEM, no tendrán mayoría calificada de votos en la próxima Legislatura de la Cámara Baja, de proponérselo sí podría concretar reformas constitucionales porque no requiere de muchos votos más para lograrlo, mismos que acordaría con cualquier partido opositor a su gobierno.

Si se quisiera tener mayoría calificada, que son dos terceras partes (de los 500 diputados federales), se podría lograr un acuerdo con una parte de legisladores del PRI o de cualquier otro partido, pero no se necesitan muchos para la reforma constitucional”, dijo el mandatario.

Al respecto, Moreno Cárdenas aclaró que “las reformas que sean buenas para el país, que impulsen empleo, generen oportunidades, claro que las discutimos, las trabajamos y vemos que caminen por el beneficio de México pero, obviamente, muchas de las propuestas que lastiman instituciones, que no dan oportunidad a las voces, a la pluralidad, que atienden una sola voz, obviamente que no estaremos y estaremos unidos como bloque”.

Zambrano Grijalva aseguró que la coalición Va por México hará valer las “cartas compromiso” firmadas por los candidatos a diputados federales para actuar como bloque de contención en caso de triunfo y que establecerán contacto con los diputados federales ganadores del PVEM y de MC para intentar alcanzar consensos como oposición. “Estaremos en la mejor disposición para construir acuerdos, ojalá no terminen dándoles los votos al otro lado”, deseó.

El PRI creció: Moreno Cárdenas

A pesar de los malos resultados electorales obtenidos por el PRI, que perdió las ocho gubernaturas que tenía en su poder, Moreno Cárdenas afirmó: “nosotros crecimos y avanzamos, en el 2018 ganamos siete de 300 distritos de mayoría (…) hoy crecimos en más de 52% nuestros legisladores, eso nos va a dar una oportunidad de construir acuerdos y consenso en el Congreso de la Unión”.

Recordó que cuando llegó a la presidencia del partido, en el 2019, el PRI tenía 8% de intención de voto, tras “los resultados más desastrosos” obtenidos en la elección presidencial del 2018, y aseguró que el pasado domingo obtuvo 18% de la votación.

La coalición también tuvo triunfos contundentes en Nuevo León, Coahuila y Estado de México, entre otros, dijo, y recuperó la zona de Los Altos de Chiapas.

politica@eleconomista.mx