Uno de los desafíos de nuestro tiempo es redefinir y revalorar el liderazgo. En el marco de esta Cuarta Revolución Industrial, la velocidad a la que se producen cambios en todos los sistemas nos recuerda la necesidad de formar líderes capaces de inspirar a muchos más, a vivir por grandes causas y a apostar por grandes transformaciones. Muchos de los problemas que enfrentamos y que no hemos logrado resolver hoy se complican por la falta de líderes. El vacío de liderazgo en espacios públicos y privados está generando una descomposición acelerada de la sociedad con consecuencias negativas que repercuten en todo y en todos.

De ahí la importancia de generar espacios para crear, construir y liderar. El World Leadership Forum, organizado por WOBI, es una experiencia que reúne a líderes de todas las industrias. Ésta es una apuesta necesaria en un contexto en el que tienen la doble responsabilidad de liderar y gestionar cada día mejor dentro de sus empresas y organizaciones buscando multiplicar su impacto fuera de ellas. WOBI reconoce que, en un mundo hiperconectado, la mejora incremental no es suficiente para mantenerse a la vanguardia de los competidores disruptivos. Ganar requiere de una transformación constante y el rol del líder es crucial. Me siento muy honrado de ser uno de los seis conferencistas en esta edición del World Leadership Forum, pues compartimos la visión de WOBI de que el reto es crear organizaciones que tengan un propósito claro, enfocadas en el desempeño y guiadas por valores. Como líderes, esto significa que debemos movernos de una mentalidad de comando y control a un liderazgo más ágil, alineado con la era en la que vivimos, que equilibre el comando con la colaboración y el ingenio con la adaptabilidad.

En mi conferencia, explico la cuarta revolución industrial y por qué hoy es más importante que nunca desarrollar el pensamiento creativo y exponencial. De ahí la necesidad de transitar del sistema del ego al sistema eco —del yo al nosotros—, entendiendo qué es y cómo se gestiona la innovación en tiempos tan convulsos. También exploro algunas líneas guía para convertirnos en líderes exponenciales para generar e inspirar cambios efectivos y duraderos. Finalmente, la importancia del talento joven: una visión internacional del futuro y sus oportunidades. En conclusión, una visión renovada del liderazgo es urgente en este momento. Sólo el liderazgo colaborativo será capaz de empoderarnos para que juntos podamos gestionar y construir una realidad más próspera.

Armando Regil Velasco

Licenciado en Negocios Internacionales

Ágora 2.0

Licenciado en Negocios Internacionales graduado con mención honorífica por el Tec de Monterrey. Estudió Economía y Políticas Públicas en Georgetown University. Cuenta con diversos diplomados de institutos como: la University of International Business and Economics de Beijing.