El caso de éxito de Corea del Sur que gracias a la aplicación prácticamente generalizada de pruebas para detectar Covid19 entre su población ha sido una de las referencias que frente a las relativamente pocas pruebas aplicadas en México dan la percepción de angustia entre mucha gente que está convencida de que los números reportados oficialmente de la epidemia actual no son reales.

Aparte se suma la desesperación de muchos viajeros que viniendo de lugares con alto contagio han querido hacerse la prueba sin lograr respuesta en el sector público -donde se aplica muy selectivamente-; y van a laboratorios privados y tampoco...

Ya anoche la Secretaría de Salud extendió a 51 la lista de laboratorios que tienen permitido aplicar la prueba de diagnóstico de Covid19 e incluyó no sólo a universidades y hospitales públicos sino a 8 laboratorios privados. Aparte el Consejo Mexicano de Empresas de Dianóstico Médico (Comed) informa que hay 10 de sus empresas integrantes listas para ofrecer la prueba.

Se entiende que habrá una amplia competencia y eso porque conforme la ley de oferta y demanda necesariamente tendrá que llevar el precio de la prueba a la baja, algo positivo pues entre los primeros que la empezaron a ofrecer la han dado entre 3,000 y 5,000 pesos.

Se entiende que las autoridades de Salud quieran ser cuidadosos de no hacer que la gente pague innecesariamente por dicha prueba. Y no se trata de que todo el mundo se vaya corriendo a aplicarse la prueba y tampoco de que la pague gente de escasos recursos. Pero ante la carencia de recursos, tampoco es lógico que gente de los segmentos más favorecidos la reciba gratis mientras no hay las suficientes para pacientes de bajos recursos.

Hay un importante segmento de población que viaja al extranjero en condiciones de pagar por hacerse la prueba si considera que está en riesgo, y tiene todo el derecho.

México cuenta con una extensa red de laboratorios públicos y privados para conjuntar esfuerzos y echar toda la carne al asador para extender lo más posible la cobertura de diagnóstico de Covid19, y eso debe verse como una gran ventaja.

Pero desafortunadamente se van dando situaciones de confusión inentendibles que terminan limitando y poniendo trabas para avanzar en las acciones de ataque de la epidemia. La Secretaría de Salud decidió tener voz absoluta sobre todo lo relativo a la epidemia y hacer a un lado por completo al Consejo de Salubridad General al menos en términos de comunicación. Y con todo y la conferencia de prensa diaria, han surgido mensajes poco claros que se han malinterpretado.

Algunos gobiernos de la República malentendieron que las pruebas privadas de Covid estaban prohibidas, y sus autoridades de salud y representantes sanitarios -sin tener atribución legal- empezaron a clausurar laboratorios por tomar muestras, cuando el control no está en la toma de muestras si no en el procesamiento que es lo que valida el Indre. Hay que decir que en muchas ocasiones los laboratorios que toman muestras no son los mismos que las procesan, y sólo los que procesan son los que deben ser validados. Así funcionan estan empresas y es válido.

Ha habido clausuras de laboratorios en Tamaulipas, Michoacán, Veracruz, Tlaxcala, Guerrero, Chiapas y Oaxaca, lo que ha ocasionado problemas en la cobertura para todo tipo de diagnóstico.

En medio de esa misma confusión, los gobernadores de Jalisco, Enrique Alfaro, y “El Bronco” Jaime Rodriguez, el de Nuevo León, dijeron que ellos harían caso omiso a la prohibición e iban a destinar presupuesto estatal para insumos para la prueba. Pero no hay tal prohibición. Y eso al parecer ya empezó a ser aclarado por la Secretaría de salud federal.

¿Cuando serán las conferencias de prensa en línea?

Por cierto que habiendo pasado ya a fase 2 y considerando que hay contagios counitarios, valdría la pena que nuestras autoridades de salud buscaran proteger a los periodistas y dejar de hacer presencial la conferencia de prensa, siendo tan accesible la tecnología para hacerla en línea.

Twitter.com/MaribelRCoronel

[email protected]

Maribel Ramírez Coronel

Periodista en temas de economía y salud

Salud y Negocios

Comunicadora especializada en salud pública y en industria de la salud. Cursando la maestria en Administración en Sistemas de Salud en FCA de la UNAM.

Fundadora en 2004 de www.Plenilunia.com, concepto sobre salud femenina. Me apasiona investigar y reportar sobre salud, innovación, la industria relacionada a la ciencia, y encontrarle el enfoque de negocios con objetividad a cada tema.