Las empresas que cotizan en Bolsa reportaron resultados financieros mejores a los esperados en el segundo trimestre de 2020, respecto al mismo lapso del 2019.

Lo anterior a pesar de que las 35 empresas más grandes del mercado mexicano tuvieron una caída de 9.4 en el flujo operativo EBITDA y de 3.1 en sus ventas, de acuerdo con Carlos González, director de Análisis y Estrategia Bursátil, en Monex Casa de Bolsa.

Sin embargo, la utilidad neta, en promedio para estas empresas, registró una caída de 56.2% en el periodo comparado. 

Entre las empresas que conforman el índice S&P/BMV IPC, se encuentran Cemex, Bimbo, Alsea, Liverpool, Banorte,  Walmart de México y Cetroamérica

Analistas bursátiles anticipaban que los resultados corporativos de abril a junio pasado resultaría con fuertes caídas por las afectaciones de la pandemia que obligó el cierre, en ciertos casos total y en otros parcial, de las operaciones de las empresas. 

Carlos González consideró que los resultados financieros del segundo trimestre de 2020 para las empresas en Bolsa serían “malos” porque reflejarían lo “peor” de la pandemia del coronavirus y de la contracción económica, sin embargo, resultó un “poco mejor” a lo estimado. 

Jacobo Rodríguez, director de Análisis Financiero en Black Wallstreet Capital México (BWC), hizo énfasis en las diferencias que se presentaron por sectores y es que, empresas del ramo del consumo y sobre todo aquellas con ingresos en dólares presentaron desempeños positivos; mientras que los sectores de aeropuertos, departamentales y restaurantes enfrentaron fuertes presiones. 

Mientras el sector industrial se mostró débil, aunque esta tendencia se viene presentando desde 2019.  

“Estos resultados ya estaban descontados por el mercado y lo importante será observar si el segundo trimestre del 2020 significó el piso de las actividades económicas como consecuencia de la pandemia. Algunos indicadores económicos comienzan a reflejar cierta recuperación en el tercer trimestre situación que pudiera reflejarse en las propias emisoras en México”, dijo Rodríguez.

Por lo que los inversionistas deben ser muy selectivos en los activos que mantienen en sus portafolios de inversión. 

El directivo de BWC había estimado para el grupo de las 35 emisoras más grandes de la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), que conforman el S&P/BMV IPC, que las utilidades se hundirían 61%; el flujo operativo 11.74% y las ventas 4.26 por ciento. 

La fuerte caída esperada en las utilidades, precisó el directivo en BWC, se explica por mayores costos financieros y la depreciación de diversas monedas frente al dólar. 

A medida que la pandemia de Covid-19 evoluciona y aún no hay una cura o vacuna para controlar la cantidad de contagios es difícil saber el verdadero alcance de su impacto, lo cual acentúa la incertidumbre e impone distintos desafíos para las operaciones de los corporativos mexicanos, coincidieron Carlos González y Jacobo Rodríguez.

kg