La divisa mexicana se apreciaba el lunes 0.13% luego de la caída que sufrió en la sesión previa tras la rebaja de la nota soberana de España, en un mercado con bajo volumen de operaciones por un feriado en Estados Unidos.

A su nivel referencial a 48 horas, el peso ganaba 1.65 centavos a 12.9300 pesos por dólar.

El viernes, el peso fue arrastrado por una ola vendedora de activos de riesgo tras la decisión de la agencia Fitch de recortar la calificación de largo plazo en moneda extranjera de España, lo que atizó el temor de los inversores a que la crisis de deuda en Europa afecte la recuperación económica global.

"Puede ser que España tenga crisis pero al final de cuentas no es comparable con la de Grecia, como que es una economía mucho más sólida, es difícil que la volatilidad sea en la misma proporción", dijo Juan Carlos López, director de operaciones de la casa de bolsa Intercam.

Los mercados financieros del mundo operaban el lunes con volúmenes reducidos debido al cierre de las plazas en Estados Unidos por la celebración del feriado por el Día de los Caídos.

No obstante, los inversionistas estarán atentos a la publicación de datos económicos de la mayor economía del mundo durante el resto de la semana.

El Instituto de Gerencia y Abastecimiento (ISM por sus siglas en inglés) dará a conocer el jueves su informe mensual sobre el sector servicios estadounidense, mientras que el Gobierno difundirá el viernes cifras sobre la creación de empleo y la tasa de desempleo de mayo.

"Esperamos que sean datos buenos para que nos ayuden por lo menos a tener mercados más estables", agregó López.