Treinta días le han bastado a OHL para pasar de ser del mejor valor de la Bolsa española en el 2017 a entrar en pérdidas en el parqué. El grupo constructor, que empezó el año con una alza de 11.93%, acumula seis días consecutivos de pérdidas en los que la cotización ha caído 11.80% disparando las alarmas en uno de los valores más volátiles del mercado nacional, que ahora baja casi 2% en lo que va de año.

Desde el 23 de enero, la cotización de OHL ha caído desde los 3.56 hasta los 3.14 euros. Un descenso que ha puesto sobre aviso a los inversores más especulativos, que recuerdan cómo en la última gran corrección de noviembre la compañía se desplomó desde los 3.68 (un nivel muy parecido al que ha comenzado OHL está última caída) hasta los 2.44 en apenas tres semanas.

¿Se podría repetir la historia ahora? Fuentes bursátiles destacan que los últimos descensos ,el mayor, de 4%, se produjo este lunes, al que ha seguido este martes otra caída de 2.85%, se han producido con un alto volumen de negocio, lo que demuestra que está saliendo mucho papel al mercado. En las tres últimas sesiones han cambiado de manos más de dos millones de títulos.

El valor tiene movimientos muy rápidos y contundentes tanto al alza como a la baja. Cuando coge una tendencia definida, puede romper resistencias o alcanzar soportes a toda velocidad , destacan en un bróker muy activo en el valor en los últimos días que recuerda que en septiembre, cuando como ahora OHL acumuló seis caídas consecutivas, la acción se desplomó hasta el soporte de los 3 euros, que entonces consiguió aguantar.

La caída de OHL llega a falta un mes para la presentación de los resultados del 2016. En los últimos trimestres, la publicación de las cuentas ha provocado movimientos en la cotización de un grupo endeudado que pretende recuperar la confianza de los inversores con un agresivo plan de desinversiones.

Pocos días después de cerrar la venta de 2.5% del capital de Abertis por 336 millones de euros, OHL México ha refrendado su apuesta por el país latinoamericano al anunciar que en el 2017 contempla invertir más de 350 millones de dólares en diversos proyectos de infraestructuras en territorio mexicano.