Londres- El cobre cayó este miércoles al mínimo en cuatro meses, ampliando las pérdidas a una cuarta sesión, en medio de nuevas preocupaciones sobre la solvencia de algunos bancos griegos y la desaceleración de la economía de China, un gran consumidor de metales.

La aversión al riesgo aumentó cuando fracasaron las conversaciones en Grecia para formar un nuevo Gobierno, forzando a otra ronda de elecciones, antes de que fuera sofocada por los comentarios de la canciller alemana, Angela Merkel, y el nuevo presidente de Francia, Francois Hollande, sobre su deseo de que Grecia permanezca en la zona euro.

Pero la calma no se mantuvo después de que se dio a conocer que el Banco Central Europeo (BCE) tomó la decisión de detener las operaciones de política monetaria con algunos bancos griegos debido a que estas entidades no han sido recapitalizadas exitosamente, dijeron este miércoles fuentes del banco central.

El cobre a tres meses en la Bolsa de Metales de Londres (LME, por sus siglas en inglés) cerró con una baja de 1.35% a 7,655 dólares por tonelada, ubicándose apenas arriba del valor de 7,625 dólares visto más temprano, que fue el menor desde el 10 de enero.

El cobre, que había escalado más de 12% para fines de febrero, ha perdido casi todas las ganancias del 2012.

"Uno de los aspectos mas preocupantes de la economía global es China, donde tuvimos algunos indicadores que sugirieron que el crecimiento se está ralentizando más significativamente y que las cosas lucen quizás un poco más preocupantes respecto a cuánto soporte eso ofrecerá a los mercados de metales", dijo el analista Dan Brebner, de Deutsche Bank.

Unos datos mostraron el viernes, que la producción industrial china se debilitó fuertemente en abril, con la inversión desacelerándose a su menor nivel en casi una década. China es el mayor consumidor de cobre del mundo.

Aparte, la producción industrial de Estados Unidos anotó en abril su crecimiento más veloz en más de un año, aunque la Reserva Federal también revisó sus estimaciones para los meses anteriores.

ros