La posibilidad de que la situación de Grecia se resolverá llevó a que las bolsas europeas y asiáticas finalizaran con avances de entre 1 y 5 por ciento.

El lunes por la noche el presidente del Eurogrupo Jean-Claude Juncker, dijo tras reunirse con Sarkozy que estaban intentando resolver el problema de la deuda griega antes de que termine el mes de junio.

El nuevo programa de ayuda a Grecia podría contemplar la participación del sector privado, además de implementar agresivas privatizaciones.

En este contexto, las bolsas de valores registraron alzas con las acciones de los bancos de las de mayores ganancias y es que muchos de los éstos tienen alta exposición a la deuda griega y periférica en general.

Pero no sólo las bolsas registraron avances, también hubo reacciones en otros mercados, el euro repuntó 1.12 centavos frente al dólar y mientras que el precio del crudo tipo Brent subió 1.79%y el WTI 2.10 por ciento.

El optimismo por el posible nuevo rescate a Grecia compensó números adversos de la economía de Estados Unidos: los consumidores estadounidenses se volvieron más pesimistas este mes, mientras que los precios de las casas cayeron en marzo por debajo de los mínimos de la época de crisis, lo que apuntó a una economía que sigue en dificultades.

En Europa las ganancias fueron encabezadas por el índice ATG del mercado griego que ganó 5.58%, mientras que el Ibex-35 de Madrid subió 2.13 % y el Dax de Alemania 1.86%, en América el Dow Jones subió 1.03 por ciento.

En lo que va del año, el mercado griego registra una caída de 7.4%, en mayo el descenso fue de 8.7 por ciento.

En el caso de la Bolsa española, país que consideran será el siguiente en caer, en mayo acumuló una retroceso de 3.7%, que para Daniel Pingarrón, analista de IG Markets, es una caída importante, pero no podemos hablar ni mucho menos de que haya cundido el pánico. De hecho, con todos los acontecimientos negativos que se han producido en las últimas semanas, el desplome podría haber sido muy superior, como ya ocurrió en mayo y en noviembre del 2010 .

En mayo del año pasado, el índice cayó 10.79%, afectado por el rescate de Grecia.

Cuando quebró la economía irlandesa, en noviembre, el Ibex-35 se desplomó 14.29%, para marcar su mayor descenso mensual desde Lehman Brothers.

EN MAYO EURO, PETRÓLEO Y ORO FRENAN AVANCES

Después de cinco meses de ganancias consecutivas, en mayo la moneda única europea se depreció 3% contra el dólar, hasta 1.437 dólares, aunque en lo que va de año todavía se aprecia 7.5 por ciento.

Los precios del petróleo también presentaron pérdidas en mayo, tras ocho meses de avances consecutivos, el barril del Brent, referencial en Europa, cayó 7.1%, hasta los 116.9 dólares, mientras que el WTI retrocedió 9.9% hasta 102.70 dólares.

Las dudas sobre la recuperación de la economía global, procedentes sobre todo de EU, y la aversión por el riesgo de los inversionistas han pesado sobre el oro negro.

La incertimbre que prevaleció en mayo, también afectó la cotización del oro que a principio de mes marcó un máximo histórico en los 1,577 dólares por onza, sin embargo, la incertidumbre, los temores sobre la recuperación económica y el rebote del dólar, frenaron los avances.

La onza de oro cerró ayer en los 1,536 dólares, con una caída mensual próxima a 2 por ciento. Pese a todo, aún acumula una revalorización de 8.1 por ciento.

[email protected]