Beel Infrastructure Partners (Beel Infra) levantó este jueves 1,850 millones de pesos con la emisión de su primer Certificado de Capital de Desarrollo (CKD) en la Bolsa Institucional de Valores (Biva).

De dicha cifra, hizo una emisión inicial por 370 millones de pesos.

Mediante este CKD, con clave “BEELICK 20”, los administradores otorgarán créditos, tipo deuda senior o mezzanine, a empresas del sector de infraestructura. “Son créditos para complementar la oferta de préstamos de los bancos y para cubrir el mercado de mezzanine que está poco desarrollado”, explicó en su momento Gerónimo Gutiérrez, socio director de Beel Infra.

El ex embajador de México en Estados Unidos entre 2017 y 2018, considera que el vehículo que colocan en Biva “será un catalizador para la inversión en infraestructura en México y la primera plataforma no bancaria para financiar dichos proyectos”.

Bajo las condiciones actuales, aseguran, es “atractiva la inversión en deuda en infraestructura para inversionistas institucionales de largo plazo en México”.  Lo anterior porque con la regulación financiera de Basilea III, la banca tradicional tiene un limitado acceso al mercado de infraestructura, dejando ese nicho con oportunidades, aunado al impulso de la inversión a proyectos de infraestructura, por parte del sector público y privado, para reactivar la economía.

En el documento, Beel Infra expone que “México se ubicó en la posición 54 del ranking global de infraestructura del Foro Económico Global en 2019, mejorando 21 lugares respecto de 2010, en el cual se encontraba en la posición 75”.

Agrega que pese a que “México está por arriba de Brasil (78), Colombia (81), Argentina (68) y Panamá (59), aún está menos desarrollado en infraestructura que países como Chile (42). Este es el cuarto CKD en colocarse en el mercado de valores local este año. Hasta el momento, se habían realizado tres emisiones por 3,498 millones de pesos.

judith.santiago@eleconomista.mx