Las acciones B de Abengoa volvieron a sufrir un fuerte retroceso, mientras que los títulos de clase A cerraron sin cambios.

La cotización de Abengoa cerró finalmente con descensos la sesión en la Bolsa de Madrid, tras estar la mayor parte del día en terreno positivo.

En las cinco jornadas anteriores, las acciones clase A de Abengoa se desplomaron 93%, y las B 90%, en línea con este 95% de dilución. Este ajuste deparó fuertes golpes, como el 80% registrado el pasado viernes.

El inicio de cotización de las nuevas acciones procedentes de su reestructuración solo ha frenado las caídas de Abengoa en los títulos de clase A. Estos han cerrado sin cambios, en los 0.055 euros. Sin embargo, las acciones de clase B han vuelto a sumar otra sesión con caídas, en este caso, de 12.5%, hasta los 0.021 euros.

El resultado de este cierre es que la capitalización bursátil de la compañía se sitúa en los 452 millones de euros. Las acciones clase B, las que antes cotizaban en el Ibex 35, acaparan el grueso del capital, con cerca de 80% del importe de la capitalización.

Con la nueva estructura del capital de Abengoa, los accionistas preexistentes pasan a controlar 5%, frente al 100% anterior. Los bonistas y los hedge funds toman 50% de la empresa, los bancos acreedores 40%, y los avalistas el restante 5 por ciento.