La tormenta tropical Isaac debería transformarse en huracán "durante la jornada" al aproximarse a las costas de Luisiana (sur de Estados Unidos), siete años después del paso del devastador huracán Katrina, informaron este martes los meteorólogos estadounidenses.

Isaac "debería transformarse en huracán durante la jornada" y sus vientos reforzados alcanzarían a Nueva Orleans, nuevamente amenazada por inundaciones, precisó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) en su reporte de las 12H00 GMT.

Hay "una elevación importante del nivel de las aguas y de las amenazas de inundaciones sobre la costa norte del Golfo de México", reiteró el CNH, que en su informe precedente anunció que Isaac estaba "a punto" de convertirse en huracán.

A las 12H00 GMT, la tempestad se ubicaba a 170 km al sur de la desembocadura del río Mississippi y se desplazaba hacia el noroeste con vientos de 110 km/h, pero con ráfagas más fuertes, de acuerdo al CNH.

El ojo de la tormenta llegará a las costas de Luisiana entre el martes de noche (hora local) o el miércoles de mañana, ratificó el CNH, organismo con sede en Miami.

Según los pronósticos, la tormenta podría provocar fuerte oleaje, con olas de 3,6 metros de altura en las costas del sureste de Luisiana y de Mississippi.

Las lluvias podrían aportar además hasta 51 cm de agua en esas mismas regiones, así como en el sur de Alabama y Florida.

RDS