La policía de Los Angeles y activistas esperan que entre 100,000 y 250,000 personas participen este sábado en la marcha que se realizará en demanda de una reforma migratoria y para protestar contra la ley antiinmigrante en Arizona.

El vocero del Sindicato Internacional de Trabajadores de Norteamérica (LIUNA), Dawn Page, indicó que esperan una asistencia de al menos 100,000 personas, aunque el número podría aumentar a causa de una creciente promoción del evento en medios de comunicación locales.

Los organizadores han pedido a los participantes que vistan ropa blanca y que lleven sólo banderas estadounidenses a fin de no causar confusión y protestas entre los grupos conservadores.

Además de que ha hecho un llamado a los manifestantes -que marcharán de la calle Broadway a la alcaldía de Los Angeles- para que protesten de manera ordenada y pacífica.

La portavoz del Departamento de Policía de Los Angeles (LAPD), Rosario Herrera, señaló que habrá el suficiente número de agentes del orden para resguardar la tranquilidad en la marcha.

A la manifestación se ha confirmado la asistencia de los músicos Emilio y Gloria Estefan, además de Dareyes de la Sierra, entre otros, y se espera que también asistan políticos locales y numerosas organizaciones proinmigrantes.

La marcha tenía como principal objetivo la demanda de una reforma migratoria integral, pero después se sumó la condena a la ley antiinmigrante de Arizona, promulgada en días pasados, la cual criminaliza la inmigración ilegal y autoriza a la policía a detener a personas sospechosas de ser indocumentados.

RDS