Montevideo. El candidato a presidente por el kirchnerismo, Alberto Fernández, insistió que la “plata de la corrupción venezolana iba a ser depositada a Uruguay”, al momento que el empresario venezolano Guido Antonini Wilson fue detenido el 4 de agosto del 2007, al tratar de entrar a Argentina con 800,000 dólares.

El caso terminó en la justicia uruguaya, porque los legisladores uruguayos Pablo Abdala, Gustavo Novales y Rodolfo Caram presentaron una denuncia, ya que el caso tenía conexiones con Uruguay.

Sin embargo, en el 2010 el juez penal Juan Carlos Fernández Lecchini investigó la causa y concluyó que no había elementos para involucrar al empresario con hechos irregulares en Uruguay y clausuró el caso.

En el programa argentino La Cornisa, Alberto Fernández sostuvo que “fue un error lo de Antonini Wilson”.

El caso de Antonini Wilson prescribió en junio del 2018 en Argentina, luego de que pasaron 10 años de que se descubriera la valija con el dinero en el aeropuerto de Buenos Aires. Carlos Uberti, director de Obras Viales en el gobierno de Néstor Kirchner, reconoció que él recaudó sobornos de empresarios y afirmó que el matrimonio Kirchner estaba al tanto. El propio Uberti trajo de regreso a escena al famoso “valijero” Antonini Wilson.

¿Dinero para la campaña de Cristina Kirchner?

“Lo único que está probado es que Antonini Wilson vino con dinero, que al día siguiente viajaba a Uruguay, y yo tengo la certeza de que la plata de la corrupción venezolana iba a ser depositada a Uruguay que por entonces era lo más parecido a un paraíso fiscal”, dijo Alberto Fernández, quien tiene como compañera de fórmula a la expresidenta Cristina Fernández, esposa del entonces presidente de Argentina, Néstor Kirchner, y luego presidenta electa en diciembre del 2007.

En su momento se pensó que el dinero de la maleta sería destinado a la campaña presidencial de Cristina Kirchner, gracias a los vínculos ideológicos y de amistad que tenía con el entonces presidente venezolano, Hugo Chávez.