Durante la semana pasada, la Cámara de Diputados aprobó la reforma financiera y ahora se encuentra en la Cámara de Senadores, para su discusión y aprobación definitiva. Tal vez esto pareciera no afectarle, pero en dicha reforma hay puntos que debe de tomar en cuenta si es un usuario de los servicios financieros.

¿POR QUÉ LE DEBE INTERESAR ?AL DEUDOR?

Existen dos puntos de la reforma que deben de interesarle a cualquier persona que tenga relación con alguna institución financiera: las modificaciones en torno a la figura del arraigo, así como el tema de retención de bienes, explicó Ángel González, director general de la Organización Nacional de la Defensa del Deudor.

FIGURA DEL ARRAIGO (RADICACIÓN DE PERSONA)

Con el objetivo de darle más certeza jurídica a los bancos para que puedan prestar más y de una forma más barata, se tiene contemplado que éstos tengan más poder para ejecutar sus garantías.

Es por eso que la reforma contempla reordenar las disposiciones relativas al arraigo (o radicación de persona, según las modificaciones que realizó la Cámara de Diputados al término), para dar más claridad a la ley y mayor certeza jurídica en la ejecución de esta medida.

La radicación de persona (o arraigo) se aplicaría cuando hubiese temor fundado de que se ausente u oculte el deudor en contra de quien deba promoverse o se promovió una demanda, según el dictamen del paquete de reformas financieras.

En caso de que el juez solicite el arraigo del deudor, éste no podrá abandonar la ciudad , indicó Ángel González. Si usted como deudor no cumpla con esta disposición (abandone la ciudad donde se desarrolla el juicio) se ejecutará una orden de aprehensión en su contra.

La cárcel va en el sentido del arraigo; si el juez determina esta cuestión del arraigo y uno viola ese mandato judicial, entonces sí podría haber una orden de aprehensión en nuestra contra (…). Hay que dejar en claro que la cárcel por deuda sigue sin existir manifestó Ángel González.

El directivo de la organización alertó que muchos despachos de cobranza interpretan esta medida a su conveniencia y asustan a la gente, con el argumento de que con la nueva ley usted como deudor puede ir a la cárcel directamente si deja de pagarle al banco lo que le debe, cosa que no es cierto, ya que primero tiene que existir una demanda que determine el arraigo y, si no cumple esa medida, podría pisar la cárcel, pero será por incumplimiento de esa medida.

RETENCIÓN DE BIENES

La reforma financiera también contempla nuevas disposiciones sobre el término de retención de bienes, que – según el dictamen- se aplicará cuando exista temor fundado de que los bienes que se consignaron como garantía o en contra de los que se vaya a ejercer una acción real, se dispongan, oculte, dilapiden, enajenen o sean insuficientes para cubrir la deuda.

El término inicial de esta acción era secuestro provisional de bienes, pero se modificó a retención de bienes.

Ángel González explicó que, en caso de que la Cámara de Senadores apruebe dicha medida, el banco, si sabe que usted tiene dinero ahorrado con otra institución, puede solicitar el embargo precautorio de dicho dinero.

Asimismo, el directivo de Defensa del Deudor indicó que la medida afectará a la gente que quiera pagar al banco y que ahorra para hacerlo, ya que no podrá disponer de estos recursos en caso de que el banco decida embargar dichos bienes.

Aquí hay una ambigüedad, porque queda al criterio del banco esta cuestión, si el banco presume que tú vas a dilapidar, te los vas a gastar o los vas a esconder, puede solicitar el embargo precautorio de dichos bienes, esto no ocurría a la fecha (...) Nosotros sentimos que va afectar a la gente.

Deudor no debe tener miedo

Ante las denuncias de algunos sectores de que con la reforma financiera los abusos de las entidades financieras contra los deudores (o morosos en su defecto) podrían incrementarse, autoridades y especialistas afirmaron que esto no sucederá así.

Mario di Costanzo, presidente de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), indicó que los temas del embargo de bienes y arraigo ya estaban en la ley y los supuestos abusos, de los que hablan algunos especialistas, no se han incrementado.

Además agregó el funcionario , no hay que olvidar que, con la reforma, a la Condusef se le dan más herramientas para protección de los usuarios.

Di Costanzo explicó que, pese a que algunos especialistas prevén un incremento de cargos no reconocidos con el objetivo de que las entidades financieras embarguen los bienes de los deudores, esto no sucederá, ya que la intención de la reforma sólo es agilizar el cumplimiento de la ley.

El funcionario manifestó que el deudor no debe tener miedo de la reforma, ya que si está en la voluntad de pagar su deuda, siempre se puede encontrar una solución. El problema viene cuando los deudores no quieren pagar, es por eso que se agilizan las herramientas para la ejecución de garantías .

Al respecto, Fernando Cuéllar, diputado del PRD, coincidió con Di Costanzo, pues afirmó que no hay una persecución contra el deudor, además de que la reforma avalada por los diputados presenta mayores atribuciones a la Condusef.

El legislador dijo que pese a que la Condusef tendrá más armas para defender a los usuarios de servicios financieros, lo ideal sería que este organismo fuera autónomo, sin depender de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

Asimismo, Gerardo Aparicio, director de la escuela de finanzas de la Universidad Panamericana, explicó que una persona, al adquirir un crédito, nunca tiene la intención de dejar de pagarlo, por lo que en este sentido, no tendría por qué temer a las nuevas disposiciones que podrían aprobarse en la Cámara de Senadores.

[email protected]