La plataforma de alojamientos Airbnb dio a conocer que durante el 2018 más de 3 millones de mexicanos usaron la app para reservar espacios en sus viajes dentro del país.

Airbnb no solamente es popular en el extranjero, sino también con los viajeros mexicanos que buscan opciones únicas que les permitan conocer de manera auténtica su país, guiados a través de los consejos de los anfitriones locales de cada lugar donde se hospedan.

Esto se refleja en el crecimiento del uso de la plataforma en tan sólo un año, ya que comparado con el 2017, durante el 2018 la cantidad de reservas creció más del doble para turismo local con un índice de 132 por ciento.

Mientras que durante años anteriores fueron sólo los habitantes de la Ciudad de México, Guadalajara y Monterrey quienes más usaron la plataforma, el año pasado se sumaron también ciudades como Puebla y Santiago de Querétaro.

“Airbnb ha contribuido a que también más mexicanos puedan viajar dentro del país de una manera única y sobre todo accesible. El turismo doméstico es una forma de conocer nuestro país y de cómo los mexicanos podemos ayudarnos mutuamente”, mencionó Carlos Olivos, director de Comunicación de Airbnb para América habla hispana.

La plataforma destacó además el poder democratizador de Airbnb, ya que la accesibilidad del sistema permite que incluso turistas con presupuestos limitados puedan emprender sus viajes; el precio promedio por noche en México es de alrededor de 1,500 pesos.

“En Airbnb puedes encontrar espacios que van desde un cuarto privado, una cabaña en Pátzcuaro, Michoacán, hasta una carreta en Jalisco. Airbnb ofrece oportunidades para todos y mantiene la diversidad y accesibilidad en la oferta, que es fundamental para que más mexicanos se atrevan a probarlo y a contribuir con el turismo local”, concluyó Olivos.

La plataforma agregó que, además de generar ingresos dentro de las comunidades donde se ofrecen los espacios, Airbnb ya contribuye con el pago del impuesto de hospedaje en ocho diferentes estados de la República.

Airbnb en cifras

La plataforma realizó una evaluación a los usuarios que utilizaron la plataforma durante el año pasado, en la cual 83% de los anfitriones encuestados dijo que recomienda cafés y restaurantes; por otra parte, 80% de los anfitriones que fueron evaluados por sus huéspedes recibió la calificación máxima de cinco estrellas. Uno de los beneficios que tiene usar este tipo de plataformas consiste en que los viajeros cuentan con una diversidad respecto a los precios y opciones de alojamiento.

Por otra parte, los anfitriones también cuentan con el beneficio de obtener ingresos extra al disponer su espacio como opción de alojamiento. Airbnb agregó que 51% de los anfitriones encuestados indicó que el dinero obtenido los ayudó a pagar y dar mantenimiento a sus casas.

[email protected]