Compartir su vida en pareja no es una tarea sencilla, con el paso de los meses puede enfrentar una traición financiera que además de fragmentar su relación amorosa puede acabar con su estabilidad económica.

Especialistas aseguran que mantener finanzas sanas en pareja es la receta secreta para continuar con su relación. Pero debido a los cambios que enfrenta la sociedad, muchas personas prefieren ocultarle su situación económica a su cónyuge.

Sonia Sánchez Escuer, especialista en Finanzas Personales, explicó que el dinero es un tabú entre las parejas: No se platica y se esconden ganancias y deudas . Aseguró que la situación de su economía en una relación sentimental es más importante que el sexo y se acentúa cuando las parejas tienen planes de boda.

Hoy, dijo, es común que algunas personas guarden parte de su salario, lo que no comparten, para hacer con ese capital lo que ellos quieren y de manera indirecta someter con el poder del dinero a su pareja.

El que menos gana o no gana se siente disminuido y dependiente del otro. Cuando las parejas esconden sus deudas comenzarán los verdaderos problemas, incluso un pasivo puede terminar con su relación amorosa , aseguró Sánchez Escuer.

Datos de la encuesta realizada por la American Consumer Credit Counseling en Estados Unidos revelaron que 60% de las mujeres y 50% de los hombres le han mentido a su pareja con relación al dinero.

Para Sánchez Escuer, este dato muestra que las personas en una relación tienen actitudes que ponen en riesgo su relación sentimental. Aseguró que una traición financiera duele más que un engaño sentimental y arroja efectos negativos que acentúan el problema.

Patrick Lassauzet García Vallejo, vocero de Resuelve tu Deuda, consideró que la infidelidad financiera merma la confianza entre las parejas, lo que puede terminar con un distanciamiento y un rompimiento de su relación sentimental.

Para mantener finanzas sanas casados o en un noviazgo debe establecer acuerdos con su pareja y realizar un presupuesto para que juntos pongan sobre la mesas todas sus ganancias y deudas.

Establezcan reglas y prioridades para cimentar su patrimonio, conozcan sus necesidades para ajustar las reglas del juego , abundó Sánchez Escuer.

Lassauzet García Vallejo aconsejó ser cauteloso y revisar mes con mes sus estados de cuenta, juntos desarrollen un plan de ataque para eliminar, poco a poco, todas sus deudas, aunque ello implique cambios en el patrón de consumo.

El primer paso para terminar con la infidelidad financiera es aceptar el problema y hablar con la verdad. Ponga un alto y no deje que crezca, guarden la postura y juntos busquen una solución , reiteró.

karla.gomez@eleconomista.mx