Querétaro, Qro. El centro Querétaro de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) iniciará el 2020 con un presupuesto de 600 millones de pesos, es decir, cerca de 25% menos de recursos en comparación con los 800 millones con los que arrancó en el 2019.

Sin embargo, al cierre del año pasado, y tras diversas gestiones de proyectos, se ejerció una suma total de cerca de 1,120 millones de pesos, por lo que hay expectativas de que a lo largo del 2020 aumente el recurso que ejerza la dependencia federal en la entidad, informó el director del Centro SCT Querétaro, Efraín Arias Velázquez.

“El recurso puede aumentar, debido a que uno gestione y tenga sus derechos de vía, proyectos, es gestión; el año pasado ejercimos 300 millones más de lo que nos dieron”, indicó.

Para este año, dijo, el recurso presupuestado se destinará para ejecutar programas de obra, modernizaciones, conservación de la red carretera federal, conservación de caminos rurales, así como obras en la carretera Bernal-Higuerillas.

Señaló que se buscará hacer sinergia con municipios y estado, a fin de generar proyectos que permitan continuar con el desarrollo de infraestructura.

De acuerdo con el director estatal del Centro SCT, se ha privilegiado que en las obras que coordina la dependencia participen constructores locales, ya que, afirmó, 70% de los ejecutores de obras son firmas instaladas en la entidad y 30% son de otras partes del país.

Sobre la propuesta de trasladar operaciones de carga del Aeropuerto Internacional de Ciudad de México (AICM) al Aeropuerto Intercontinental de Querétaro (AIQ), ésta se encuentra en etapa de planeación, dado que previamente a comenzar a dirigir carga hacia el estado, deberán analizarse diversas vertientes, expuso Arias Velázquez.

“Están haciendo los trabajos técnicos, la planeación entre el aeropuerto de Santa Lucía, el de Toluca, el de Querétaro y Ciudad de México. Hay que hacer las plataformas, las naves, son etapas de planeación, creo que todas esas declaraciones son con las mejores intenciones, pero primero hay que hacer los proyectos, tener autorizaciones de Hacienda, hacer las grandes plataformas, preparar el terreno para que pueda suceder esto”, explicó.

El directivo aseguró que entre los puntos a estudiar son que el AIQ tenga la capacidad para aumentar la recepción de carga, y analizar la suficiencia de las instalaciones de almacenamiento de combustible y las naves para acumular la carga.

TAV México-Querétaro

En relación con el Tren de Alta Velocidad (TAV) México-Querétaro, Efraín Arias refirió que el proyecto sigue suspendido; sin embargo, actualmente se cuenta con 80% de los derechos de vía vigentes que cruzan por Querétaro, mientras que 20% restante aún no está garantizado debido a que dicha superficie se encuentra en diversos estatus, al tratarse de copropiedades, intestados, propiedades que están hipotecadas, etcétera.

“El derecho de vía está en trámites, hay un gran avance, en Querétaro es de prácticamente 80% de toda el área, recuerden que ese proyecto abarca Querétaro, Hidalgo y el Estado de México”, aseveró.

La ejecución del TAV México-Querétaro implicaría una inversión de 50,000 millones de pesos, según información que en febrero del año pasado dio el titular de la SCT, Javier Jiménez Espriú.

[email protected]