Pilgrims Pride subcontrata a productoras de pollos que en Huimilpan instalaron 10 naves ilegales con violaciones a las normas ambientales, provocando daños como el desmonte de cuatro hectáreas de vegetación en una zona de reserva.

El presidente del Colegio de Abogados en Derecho Ambiental de Querétaro, Israel Chávez Pozas, indicó que son tres comunidades afectadas: Nuevo Apapátaro, Apapátaro y Carranza.

Las granjas –acotó- pertenecen a una empresa particular que tiene un contrato con Pilgrims Pride y desmontó la zona de preservación para las naves de pollos.

Otro impacto –dijo- son los procesos para tratar el desecho de los pollos, por ejemplo, tienen amontonados a cielo abierto desechos y la gallinaza que se produce y se utiliza como abono. Produce malos olores y enfermedades gastrointestinales a los habitantes de la zona, no hay una disposición adecuada , advirtió.

Aseguró que no tienen un proceso para la disposición final de los residuos de la producción de la granja, por lo que hay procedimientos administrativos y legales en su contra, además de violar la norma administrativa.