Guadalajara, Jal. Industriales de la construcción denuncian una fuerte caída en la obra pública en la mayoría de los estados y municipios del país, debido a que, hasta agosto pasado, el gobierno federal sólo había ejercido 28% del presupuesto destinado a infraestructura.

“Muy preocupante el panorama; no solamente el Presupuesto de Egresos de la Federación, sino también los recursos estatales y municipales que cada vez son más restringidos”, afirmó el presidente de la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), Eduardo Ramírez Leal.

Detalló que de los 383,715 millones de pesos aprobados para obra pública este 2019, solamente se han licitado 107,347 millones de pesos.

“Solamente una dependencia, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), ya lleva contratado 70% de los recursos que se le destinaron en el 2019, y los ha ejercido a través de 2,800 contratos en todo el país, pero las demás dependencias no lo han hecho”, indicó Ramírez Leal.

De acuerdo con el dirigente nacional de la cúpula constructora en México, “tenemos una nula planeación que nos lleva a estarnos reinventando cada seis años. Esto es una desgracia, porque, aunque hemos tenido éxito, y en algunos puntos del país se ha generado desarrollo como el caso Jalisco, caso Nuevo León, y una gran parte del Centro-Occidente-Bajío, en otros estados del país no; estratégicamente tenemos que planear a nuestro país”.

Destacó que en el 2019 los recursos federales fueron limitados para el desarrollo de infraestructura, ya que se consideró en el Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) alrededor de 2.6% del Producto Interno Bruto (PIB), cifra que, dijo, está “muy por debajo” de la inversión necesaria para el crecimiento de acuerdo con la Organización de Naciones Unidas, que indica que se debe invertir mínimo entre 5 y 8% para lograr niveles de competitividad aceptables.

El presidente nacional de la CMIC detalló que la mayor caída en la inversión es porque no se han ejercido los presupuestos; se da en las 12 secretarías federales que tienen mayores recursos para infraestructura, es decir, Petróleos Mexicanos, SCT, la Comisión Federal de Electricidad, la Comisión Nacional del Agua, el Instituto Mexicano del Seguro Social, las secretarías de Salud, Educación, Agricultura y Desarrollo Agrario, además del Fondo Nacional de Fomento al Turismo, el Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado.

Panorama sombrío

Eduardo Ramírez advirtió que el Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PPEF) 2020 contempla una reducción en el presupuesto de infraestructura de 6% con relación al del 2019, sin efecto inflacionario, al pasar de 383,715 millones de pesos a 360,988 millones.

En Jalisco la reducción es de 55% al pasar de 3,770 millones de pesos en el 2019 a 1,710 millones de pesos que considera el PPEF 2020.

Debido a que la cámara es un órgano de consulta, representantes de la CMIC se reunieron con el titular de la Unidad de Inversiones de la Secretaría de Hacienda, Jorge Nuño, a quien propusieron diversas estrategias para enfrentar el problema de la infraestructura.

Según Ramírez Leal, hay alrededor de 1,600 proyectos de infraestructura necesarios para todo el país, de los cuales, alrededor de 50 pueden ejecutarse a través de Asociaciones Público Privadas (APP) o concesiones.

“Para Jalisco se tiene contemplada la Línea 4 del Tren Ligero dentro de los factibles de estos 50, al igual que el tren urbano en Nuevo León y también el de Celaya-Irapuato con estudios muy avanzados”, explicó.

[email protected]