Monterrey, NL. La generación distribuida de paneles solares ha crecido en Nuevo León. Del 2017 al primer semestre del 2019 la entidad registró el segundo lugar en capacidad instalada acumulada con 69 megawatts (MW), detrás del estado de Jalisco con 94 MW, de acuerdo con datos de la Asociación Nacional de Energía Solar (Anes).

Alfredo Beltrán, director general de Greenlux, afiliada al Clúster Energético de Nuevo León indicó a El Economista que hasta el momento las Disposiciones Administrativas de Carácter General (Dacgs) no se han modificado, sin embargo hay gran incertidumbre en el sector por los cambios en las reglas de juego, lo cual podría generar que haya menos importaciones.

Explicó que aunque ha habido cambios para los grandes generadores de energía solar y eólica, en la generación distribuida de techos solares no cambia nada, pero “si nos afecta indirectamente que va a haber menor importación, por la incertidumbre que causan los acuerdos (de las autoridades) y temas políticos”.

“Cientos de clientes preguntan qué va a pasar, me van a cobrar impuestos en la adquisición de páneles, o los que ya los tienen instalados quieren saber qué va a pasar”, recalcó.

Según datos de la Comisión Reguladora de Energía, en Nuevo León la capacidad instalada de generación distribuida solar pasó de 30 MW en el 2017, se sumaron otros 25 MW en el 2018 y durante la primera mitad del 2019 se instalaron 14 MW, pues a pesar de que hubo menos contratos ese año, fueron proyectos industriales con mayor capacidad instalada, dijo.

En caso de que las autoridades exijan tecnologías más avanzadas para la instalación de paneles solares, el cliente final podría ser afectado, porque al tener más aditamentos se incrementan los precios y eso repercute en tener menos clientes.

Por ello, el directivo prevé que “van a pasar seis meses o un año, para que salgan las letras chiquitas para este sector, ahorita el cliente final puede estar tranquilo, realizar su proyecto”, pero sugiere que se haga lo más pronto posible antes de que cambien las cosas, para que sus inversiones no se vean afectadas.

[email protected]