Cancún, QR. El empresariado hotelero de Cancún se pronunció en contra de aportar como Iniciativa Privada recursos a la promoción turística que dejó de realizar el gobierno federal con la desaparición del Consejo de Promoción Turística de México.

En cambio, propondrán a través del Consejo Nacional Empresarial Turístico (CNET) que para este fin se destine 1% de lo que ya se recauda mediante del Impuesto al Hospedaje en los diferentes estados de la República.

En conferencia de prensa, Roberto Cintrón Gómez, presidente de la Asociación de Hoteles de Cancún y Puerto Morelos, dijo que, además, se debe transparentar lo que ya pagan en diferentes impuestos a nivel estatal, tanto por concepto de hospedaje como por Zona Federal Marítimo Terrestre (Zofemat), y por el nuevo derecho de saneamiento ambiental que comenzaron a pagar a partir del 2019 a nivel municipal, para que también, añadió, con esos recursos se pueda financiar la promoción institucional coordinada por el gobierno federal.

“Queremos proponer que en base con lo que ya pagamos, como el Impuesto al Hospedaje y otros cobros, se financie la promoción”, refirió.

El Impuesto al Hospedaje se incrementó durante el gobierno de Roberto Borge Angulo de 2 a 3%, supuestamente de manera “temporal”, pero esa tasa se ha mantenido así desde entonces y aunque se creó el Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, el gremio hotelero no ha tenido mayor injerencia en el manejo de los recursos que hoy se destinan a la promoción del estado, aseguró.

Cintrón Gómez indicó que otro de los planteamientos que harán ante el CNET, aprovechando que este organismo se reunirá la próxima semana con el secretario de Turismo, Miguel Torruco, es aportar recursos a la promoción, pero a cambio de que el gobierno federal otorgue algún incentivo fiscal que permita resarcir ese gasto.

“Ver qué incentivo fiscal podemos recibir o ver qué hoteles hacemos promoción y publicidad para deducir de impuestos o algo así”, explicó.

Recordó que por Zofemat, desde el 2009 se ha aportado 25% más sobre el pago regular supuestamente para el mantenimiento de playas, pero éstas “presentan un grave deterioro”.

En la administración de Borge Angulo el destino de los recursos por Zofemat no se transparentaron, por lo que el gremio hotelero solicitará al actual gobierno estatal, encabezado por Carlos Joaquín González, que ese dinero se transparente y se pueda canalizar a la promoción turística “mediante un nuevo órgano o mecanismo federal, o en su caso se ejerza de manera transparente a través del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo”.

Quintana Roo es la entidad que más recursos capta por Impuesto al Hospedaje, aseveró el presidente del empresariado hotelero de Cancún, “nosotros calculamos que se recaudan alrededor de 2,000 millones de pesos al año, a lo que habrá que sumarse lo que a partir del 2019 comenzarán a pagar las plataformas como Airbnb o HomeAway, que suman a nivel estatal alrededor de 40,000 habitaciones, por lo que la recaudación será incluso superior”.

En entrevista aparte, José Chapur, presidente de Grupo Palace y vicepresidente del CNET, afirmó que apoyan la visión del secretario Miguel Torruco en el sentido de que se necesita escalar ya no en el volumen de turistas internacionales que capta México, sino en el gasto que hace cada visitante extranjero en el país.

“Pero para eso se necesita mantener la promoción, entonces le pediremos que el gobierno haga su parte manteniendo la promoción del país y nosotros mantener la promoción del estado y de nuestros hoteles”, acotó.

Perspectivas a la baja

En otro orden de ideas, Roberto Cintrón Gómez señaló que Cancún cerró el 2018 con 79.4% de ocupación hotelera sostenida a lo largo del año, lo cual representa una caída respecto de 80.1% registrado al cierre del 2017.

A ello se suma que las reservaciones en libros para los primeros tres meses del 2019 se encuentran 7% abajo de lo registrado en el 2018, lo cual está comenzando a preocupar por tratarse de un arranque de año atípico, ahondó.

Recaudación

De acuerdo con la Ley de Ingresos de Quintana Roo, para el 2018 se proyectaron 28,416 millones de pesos de ingresos en el estado, monto del cual 3,219 millones corresponden a impuestos; de esta última cifra, 47.9% es por nómina y 42.9%, por hospedaje.

Le siguieron el gravamen sobre la extracción de materiales del suelo y subsuelo (2.7%) y tenencia vehicular (2.3 por ciento).

[email protected]