Puebla, Pue. El refresco Manzanita de Zacatlán, elaborado por la empresa Bebidas y Jugos Poblanos, invierte 100 millones de pesos para ampliar su línea de envasado, ya que a mediados del 2016 exportará su producto por primera vez a Estados Unidos.

El presidente de la procesadora, Francisco Álvarez Lazo, comentó que esta bebida será para el mercado de la nostalgia en el país vecino del norte, por lo que enviarán un primer lote de 50,000 cajas tras obtener la certificación de la Food And Drug Administration (FDA, por su siglas en inglés).

Refirió a El Economista que esta oportunidad de comercio exterior se buscó desde hace dos años, debido a la cantidad de migrantes de Zacatlán, quienes pedían que se vendiera el producto en Nueva York, donde está radicando la mayoría.

Este refresco, elaborado desde 1935, sólo se vende en el territorio poblano y en entidades vecinas como Veracruz, Oaxaca e Hidalgo.

La derrama por la Manzanita de Zacatlán y la marca de sidra Nietos de Asturias genera 12 millones de pesos anuales, cifra que esperan incrementar con la exportación.

Duplicarán producción y empleos

Álvarez Lazo expuso que en la actualidad procesan 100 botellas de refresco por minuto, cantidad que se elevará cinco veces con la ampliación de la infraestructura. Asimismo, duplicarán a 200 los empleos en su planta localizada en el municipio de Esperanza.

Comentó que con este plan de exportación se beneficiarán también los productores de manzana, ya que la refresquera trabaja con 390, quienes le proveen más de 1,000 toneladas al año para hacer la Manzanita de Zacatlán, así como destilados y sidra.

Con este proyecto se demuestra que la industria y el sector agrario se pueden integrar en una cadena productiva que beneficie a ambos, consideró.

La devaluación del peso frente al dólar propició que podamos incursionar en la exportación a Estados Unidos, al hacer que los productos mexicanos sean más competitivos en precio , indicó.

miguel.hernandez@eleconomista.mx