Cancún, QR. Este jueves dará inicio la construcción de las primeras naves del Parque Industrial con Recinto Fiscalizado Estratégico que se edifica en Chetumal.

La titular de la Secretaría de Desarrollo Económico en Quintana Roo, Rosa Elena Lozano Vázquez, aseguró que se trata de un parteaguas en la entidad por el potencial de inversiones que se abre para el sur del estado, derivado de los beneficios fiscales que representa la posibilidad de contar con un recinto fiscalizado.

Uno de los principales potenciales, dijo, será la exportación de productos manufacturados hacia Centro y Sudamérica, gracias a los beneficios arancelarios y la temporalidad de almacenamiento de mercancías de cinco años para las empresas que ahí operen.

También se abre la posibilidad de que se establezcan firmas de proveeduría hotelera, primero para el corredor Cancún-Riviera Maya y posteriormente expandir los horizontes hacia toda la infraestructura de Centroamérica.

Al existir la modalidad de compra directa tanto al menudeo como al mayoreo, se podrá detonar el turismo de compras, con productos no solamente elaborados dentro del recinto sino también importados, ya que está prevista una zona duty free al interior del complejo industrial.

La funcionaria se reservó dar más detalles del número de naves que comenzarán a construirse, pues la información se dará en un evento encabezado por el gobernador, Carlos Joaquín González, además de que serán los propios empresarios inversionistas quienes den a conocer sus planes de negocio en el recinto.

No obstante, adelantó que desde ahora se planea una vinculación del Parque Industrial con Recinto Fiscalizado Estratégico con el Tren Maya, debido a que la vía dará movilidad a los productos que se elaboren y comercialicen en Chetumal.

Confirmó que a reserva de lo que se presente este jueves, hay interés por parte de empresas de la industria textil y calzado, agroindustria y manufactura de instalarse en el parque.

Especificaciones

La información previa que ya había dado a conocer la Secretaría de Desarrollo Económico del estado establece que las naves industriales tendrán diferentes dimensiones que van desde 300 hasta 1,200 metros cuadrados.

La inversión total es del orden de 11,000 millones de pesos para todo el recinto, pero ya están previstos los primeros 1,100 millones para arrancar la construcción de los primeros espacios para albergar empresas.

La primera etapa del parque industrial tendrá 62,000 metros cuadrados de naves industriales techadas. En total se prevé la construcción de 60 naves de 300, 600 y 1,200 metros cuadrados para las pequeñas y medianas empresas.

En una segunda etapa, para firmas de mayor tamaño, habrá ocho naves industriales de 3,000 metros cuadrados y tres naves de 6,000 metros cuadrados.

Cada nave industrial contará con un área de oficinas, además se añadirán áreas comerciales de aproximadamente 45,000 metros cuadrados, sitios para taxis, autobuses y un estacionamiento.

[email protected]