La Asociación de Ingenieros de Minas, Metalurgistas y Geólogos de México (AIMMGM) anunció que del 19 al 22 de octubre realizará la 34 Convención Internacional de Minería, con el tema “Minería, pilar en la reactivación económica de México”, con sede en el puerto de Acapulco.

El presidente de la AIMMGM, Sergio Almazán Esqueda, aseguró que durante la convención se aplicarán los protocolos y medidas necesarias para garantizar la seguridad y cuidado de la salud de los asistentes ante el contexto de Covid-19.

A la convención están invitados especialistas de la industria, que intercambiarán opiniones con autoridades del sector público, profesionistas vinculados con las ciencias de la Tierra y empresarios.

“La 34 Convención Internacional de Minería, tercer evento de minería más concurrido e importante de América Latina, nos permitirá demostrar que la industria minero–metalúrgica está a la altura de los desafíos y que puede contribuir en la recuperación del país mediante el esfuerzo de todos los que conformamos el sector”, dijo Sergio Almazán.

Almazán Esqueda dijo que las nuevas generaciones participarán en un país de tradición minera, acostumbrado a la competencia internacional, y el cual requiere del trabajo de todos los involucrados para generar confianza y promocionar su actividad minera.

“Y para que se mantengan y aumenten los más de 379,000 empleos directos y los más de 2 millones de empleos indirectos que actualmente dependen de la minería, en al menos 24 entidades del país y en especial en regiones apartadas, con escasas oportunidades de desarrollo”, añadió.

Sergio Almazán Esqueda dijo que la AIMMGM tiene el objetivo de integrar y desarrollar a los profesionales de la industria minero-metalúrgica. Está conformada por distritos en más de 20 estados de la República Mexicana, coordinaciones regionales y más de 3,000 asociados.

Recordó que en  2019, el sector minero invirtió 4,657 millones de dólares, que significó una disminución de 4.9% en comparación con lo invertido en 2018 y esa cifra podría seguir disminuyendo, por lo que solicitó al gobierno federal impulsar una política pública que incentive las inversiones y promueva la generación de empleo, ya que el empleo fue uno de los indicadores en el país más impactados por la contracción económica, pero el sector minero logró mantener sus operaciones sin afectar su plantilla laboral.

En su oportunidad, Karen Flores, directora general de la Cámara Minera de México, en representación de Fernando Alanís, presidente de la Camimex, agradeció y felicitó a Tatiana Clouthier, secretaria de Economía, por la gestión que ha tenido con el sector minero desde su llegada a esa dependencia.

“Hoy nos encontramos en el lanzamiento de una actividad que permite activar el consumo, buscar inversiones y acciones, que permita generar proyectos con los cuales se generarán empleos y se llevará bienestar a miles de comunidades. La minería es una actividad de relevancia para el desarrollo regional y nacional del país, es un insumo para todas las industrias y además para aquellas que generan valor y es una parte del patrimonio nacional, y la convención se convierte en una actividad más de la minería en favor del desarrollo y del bienestar”, enfatizó.