Entre los principales países latinoamericanos donde opera la firma de capital español Gas Natural Fenosa, durante el 2011 México tuvo el mayor crecimiento interanual, de 18%, en puestas de servicio respecto del año anterior, con 78,099 nuevos clientes, además de la adición de 448 kilómetros de ductos y un incremento en las ventas al sector eléctrico de 3.7% durante el año pasado.

Según el reporte internacional presentado a la Junta General de accionistas de la firma, a nivel regional México representa para Gas Natural Fenosa 24.9% de la actividad en ventas al sector eléctrico, mismas que en Latinoamérica ascendieron a 191,031 gigawatts (GW) generados.

Sin embargo, según el reporte trimestral de la firma entregado a la Bolsa Mexicana de Valores, Gas Natural Fenosa presentó durante el 2011 un detrimento interanual de 2.4% en ventas netas dentro del territorio mexicano, ya que de 5,854 millones reportados en el 2010, bajó a 5,714 millones de pesos en el 2011.

PEGA A NIVEL REGIONAL ?BAJA EN PRECIO DEL GAS

Esta baja que refleja también el consumo doméstico y comercial, y no sólo la actividad industrial, explicó la firma, se debió principalmente a la disminución del precio del gas en los mercados de referencia que se reflejó en un decremento en el consumo de los mercados doméstico y comercial de 297 GW.

Además, en el promedio regional la firma tuvo un descenso de 5% en las ventas a nivel Latinoamérica, producto de la baja de 22% en las actividades en Brasil, del breve crecimiento interanual de 2.7% de las ventas en Argentina y de los altos precios de referencia en México.

En lo que respecta a infraestructura, Brasil aumentó únicamente 131 kilómetros de ductos, llegando a 6,137 kilómetros instalados por la firma hasta el 2011; mientras, Argentina introdujo 307 kilómetros para llegar a 23,312, y México, con 448 kilómetros más, cuenta con 16,919 kilómetros de ductos operados por Gas Natural Fenosa en el territorio.

Actualmente los activos eléctricos de la firma en operación en México son la central de Hermosillo, de 270 megawatts (MW) y de Naco Nogales, de 300 MW en Sonora; Tuxpan III y IV, de 1,000 MW en Veracruz y Durango, de 450 MW.

El EBIDTA de la compañía en México creció 21.8% derivado del ingreso a la operación de la central de Durango, que inició actividad en el tercer trimestre del 2010.

[email protected]