La fiebre por los autos eléctricos llegó hasta el Auto Show de Tokio, cuyos días reservados para la prensa internacional terminan esta semana. Uno de los fabricantes que aprovechó su condición local fue Mazda para presentar su primer vehículo de propulsión eléctrica. 

Se llama MX-30, que al igual que el recientemente lanzado CX-30, es una continuación del estilo de diseño actual de la marca, de hecho, es el tercer modelo que mantiene esta tendencia. Por ello el lenguaje Kodo o Alma en movimiento, muestra su esencia a través de formas artesanales a lo largo de su fisonomía.

Entre las peculiaridades de su carrocería de 4.39 metros de largo, 1.79 metros de ancho y 1.57 m. de altura, están la apertura de puertas con el estilo freestyle con el que las delanteras tienen un ángulo de apertura de 82 grados mientras que las traseras de 80 grados, eso sin dejar de mencionar que carece de poste central.

Sin dar detalles de potencia, Mazda informó que el motor eléctrico síncrono de corriente alterna se alimenta por una batería de iones de litio con una potencia eléctrica total de 35.5 kWh y cuya tensión nominal es de 355 voltios.

La batería puede ser regenerada por medio del cargador de corriente alterna, que se incluye con el vehículo, y que puede hacerlo con una capacidad de 6.6 kW. Con un cargador de carga rápida de 50 kW la tarea lleva 40 minutos y regenera el 80 por ciento. En cambio, si se conecta a un cargador público o Wallbox CA de 22 kW la carga al 100% tomará 4.5 horas.

Un concepto innovador en el MX-30 es que la batería forma parte de la estructura del automóvil, lo que supone un mayor nivel de rigidez torsional así como soluciones al medio ambiente al optimizar el tamaño y de reducir las emisiones de CO2 a lo largo de su vida útil, desde la extracción de recursos hasta la eliminación de la batería. La autonomía del MX-30 es de 200 kilómetros. 

Entre sus sistemas de seguridad destaca el e-GVC que reparte la fuerza de tracción a cada rueda con lo que hace más segura la conducción al transitar por superficies resbalosas como lodo, nieve o agua. 

El lanzamiento para Europa será en el segundo semestre de 2020, para México aún no hay planes de comercializarlo.

[email protected]

kg