La empresa Pfizer México ha dado pasos decisivos en su estrategia de Responsabilidad Social Empresarial que la convierten en un referente de la industria farmacéutica por su cultura de equidad, diversidad e inclusión.

De acuerdo con reconocimientos otorgados por el Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación de la Ciudad de México y el Human Rights Campaign, Pfizer es la única farmacéutica presente en dos evaluaciones sobre inclusión, igualdad y no discriminación laboral en México.

Además, recientemente le fue otorgada su adhesión certificada a la Norma Mexicana en Igualdad Laboral y No Discriminación. NMX-R-025-SCFI-2015 es un mecanismo de adopción voluntaria para reconocer a los centros de trabajo con prácticas en materia de igualdad laboral y no discriminación, tales como la implementación de acciones para prevenir y atender la violencia y que busca favorecer el desarrollo integral de las personas que colaboran en las empresas, explica a El Economista Lizete de la Torre, directora de Asuntos Corporativos de la firma de medicamentos.

Pfizer México ha respondido con hechos a la demanda de equidad de género. Actualmente, 51% de sus miembros del consejo directivos son mujeres, y de las 1,700 personas que colaboran para la firma en el país 49% son mujeres y 51% varones.

“Contamos con cuarto de lactancia, asistencia psicológica, trabajo desde casa, cobertura médica y dental, servicio de masaje, entre otras prestaciones”, citó Lizete de la Torre.

Contra el acoso

El acoso laboral y sexual se ha visibilizado recientemente gracias a que crece la cultura de la denuncia y la exigencia de respeto. Mientras en algunas organizaciones va emergiendo este fenómeno, en Pfizer se han tomado medidas para prevenirlo y brindar confianza sobre todo a las mujeres, quienes siguen siendo el foco de estas prácticas.

Pfizer ha dicho no a los comportamientos agresivos y al bullying y ha establecido canales de comunicación para denunciar estas conductas. Dispone de una línea telefónica 1-800 donde es posible levantar una denuncia anónima, además de que periódicamente realiza encuestas de clima laboral y dispone de un abogado interno de control  que atiende y orienta a aquella persona que sufre acoso o discriminación.

Diversidad e inclusión

Paralelo a estos esfuerzos por la equidad y la no discriminación, Pfizer tiene un comité interno de diversidad e inclusión que descansa sobre cinco pilares: balance vida-trabajo, iniciativas de mujeres, atención a la discapacidad, voluntariado y comunidad LGBT, explica Walfred Castro, integrante del comité.

Dentro de las diversas políticas emprendidas por Pfizer que han sido certificadas por tres instituciones, en rubros de igualdad laboral, no discriminación y equidad, la farmacéutica recibió la mayor calificación en la primera evaluación de los Mejores Centros Laborales para la Inclusión LGBT (Lesbianas, Gays, Bisexuales y Transexuales), realizada por Human Rights Campaign, que busca la igualdad de las personas LGBT.

Adicionalmente, Pfizer es una de las 50 empresas en México que están comprometidas con la iniciativa Pride Connection México, que han adoptado prácticas para erradicar la discriminación en sus organizaciones y brindar un trato igualitario y oportunidades de desarrollo a todos sus miembros, respetando su preferencia sexual.

Al respecto, Rodrigo Puga, presidente y director general de Pfizer en México, señaló: “Haber sido reconocidos en temas de inclusión es resultado de la cultura inclusiva que se ha fortalecido a lo largo del tiempo y a través de esfuerzos conjuntos con otras organizaciones como Pride Connection México, un grupo de empresas que comparten y fortalecen mejores prácticas incluyentes entre sí.

francisco.deanda@eleconomista.mx