Grupo México y casi la totalidad de los mineros de su unidad productora de cobre estadounidense, Asarco, acordaron extender su contrato existente por dos años más, dijo el martes la compañía mexicana.

El contrato, que vencía este año, estará vigente ahora hasta el 30 de junio del 2013 y cubre a 2,100 trabajadores, de un total de 2,600 en las operaciones de Asarco en Arizona y Texas.

Asarco produce de 350 a 400 millones de libras de cobre al año y opera una pequeña fundidora del metal en Hayden, Arizona, que produce casi 500,000 libras de ánodos anuales.

Otra fundidora en Texas y las plantas SX/EW en las minas Ray y Silver Bell producen unos 375 millones de libras de cobre refinado por año, según datos de la compañía.

Grupo México perdió el control del directorio de Asarco cuando la compañía cayó en bancarrota por costosas demandas ambientalistas, pero lo recuperó en el 2009 tras una batalla judicial.

Durante el juicio, el sindicato de Asarco amenazó con iniciar una huelga si Grupo México ganaba, pero después se desistió.

Grupo México ha tenido problemas laborales en varias de sus minas mexicanas. Recientemente el gigante minero reanudó su producción en la mina Cananea, ubicada cerca de la frontera común de México y Estados Unidos, después de que estuvo cerrada casi tres años debido a una huelga.

RDS