Durante julio del 2019 el consumo total realizado en el mercado interno alcanzó su mejor nivel en lo que va del año. El Indicador de Consumo Privado en el Mercado Interno se colocó en 117.5 puntos, por encima de su umbral de 100 puntos.

Este resultado implicó avances en cuanto al consumo total de los mexicanos en relación con el año pasado, registrando un incremento de 1.3%, de acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi). Este repunte en las compras totales realizadas por los hogares mexicanos fue el más pronunciado desde febrero de este año.

En su comparación mensual también se registró una cifra positiva. De junio a julio el consumo interno incrementó 0.7%; situación que implica una recuperación después de la caída registrada en el mes previo. 

Durante este lapso los mexicanos aumentaron sus compras totales de bienes y servicios nacionales. En este rubro el consumo registró un incremento de 1.6% en su comparación anual y 1.0% en relación con junio.

En contraparte, la compra total de bienes importados no mostró avances. A la mitad del año, el consumo de productos provenientes del extranjero cayó 1.2% en relación anual y la caída ascendió a 1.6% en su comparación con el mes previo. 

Los mexicanos registraron un mayor consumo de bienes nacionales semi duraderos y no duraderos. El consumo de productos duraderos, de hecho, continúa con la tendencia negativa.

En cuanto a las mercancías provenientes del extranjero, se presentaron bajas en todos los tipos de bienes, desde los duraderos hasta los de consumo inmediato.