Con la entrada en vigor del Tratado México, Estados Unidos, Canadá (T-MEC) se observan grandes oportunidades para atraer 20,000 millones de dólares de inversión a Norteamérica; sin embargo, también se encienden las alertas del retorno de posibles medidas proteccionistas no arancelarias de parte de Estados Unidos, sostuvo Eugenio Salinas, presidente de la Comisión de Comercio Exterior de la Confederación de Cámaras Industriales de la República Mexicana (Concamin).

De acuerdo con el Cuarto de Junto instalado en Washington, por parte de los despachos de comercio exterior del sector privado, “se enfilan casos (de controversia contra México) por allá, una vez entrando en vigor el T-MEC. No tengo precisión de sectores en particular, no es por la vía de mecanismo rápido sino en la parte del mecanismo general, de cuestión laboral y medio ambiental, donde hay denuncias de trabajo infantil y forzado hacia el sector agroalimentario que ya estamos defendiendo y documentando que no es cierto”, comentó el empresario del sector cárnico.

En videoconferencia en el marco del octavo informe Covid Industrial Concamin, el integrante del Cuarto de Junto de la iniciativa privada en las negociaciones comerciales internacionales informó que de la mano del gobierno federal (Secretaría del Trabajo y la de Economía), el sector privado trabaja en una “medicina preventiva” para evitar que “esas quejas nos lleven a paneles de solución de controversias que además de aplicar sanciones económicas, originen el freno de exportaciones”.

“Vamos a estar en el ojo del huracán, ya hemos visto el interés de Estados Unidos para usar este mecanismo de una forma proteccionista, por lo que debemos estar al tanto sector privado y gobierno el que se identifique de que estamos cumpliendo”, estableció.

Salinas refirió que se alista una “medicina preventiva” con el gobierno mexicano, pues más allá de los temas de comercio exterior, como son los pedimentos de exportación, importación, ahora se buscarán las auditorías y se analizarán cómo es la relación con sindicato y los trabajadores en general.

Y es que explicó que, en este tipo de casos de controversia, la denuncia no será por empresa, sino contra la planta productiva de una empresa y el riesgo es que si no hay respuesta correcta o reincidencia se pueden detener las exportaciones dependiendo de si se da la corrección de la práctica y, por el otro lado, de alguna sanción económica antes de llegar a limitar el comercio.

Respecto al tema automotriz, el representante de la Concamin destacó que el T-MEC busca el fortalecimiento de la integración regional a través de las nuevas reglas para industria automotriz. Dijo que las reglamentaciones uniformes, dadas a conocer el 3 de junio, detallan los procedimientos aduaneros y las metodologías de cálculo para cumplir con las reglas de origen.

En el sector automotriz, se definieron los requisitos para que los vehículos y sus partes puedan considerarse originarios de la región, cuando se pensaba que las reglamentaciones uniformes implicaban otra renegociación de las reglas de origen. “Pero queda muy claro, sólo son interpretaciones, fórmulas y no hay sorpresas”.

Pesca urgen condiciones de igualdad

Humberto Becerra, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Pesquera y Acuícola (Canaipesca) sostuvo que en el T-MEC existen condiciones asimétricas entre las industrias pesqueras de los tres países.

Tan sólo el caso energético, en México se paga hasta 3 veces más por el precio del combustible. Mientras en Estados Unidos el diésel tiene un costo de 5.8 pesos por litro, en México es de 18.9 pesos.

Compromiso laboral en el T-MEC

El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) propuso al gobierno de México crear un programa de certificación laboral para cumplir con las disposiciones en el T-MEC

  • Pero la certificación laboral que sugiere este consejo empresarial estaría enfocada al cumplimiento de cláusulas específicas establecidas en el T-MEC.
  • El T-MEC obliga a que cada parte adquiera el compromiso de establecer en su legislación laboral el reconocimiento y respeto de los derechos fundamentales al amparo de la Organización Internacional del Trabajo.
  • Los casos de acción o inacción sostenida o recurrente en la aplicación de la legislación laboral por parte un gobierno, que afectan al comercio y la inversión, se sujetarán al mecanismo de solución de controversias del tratado.
  • Se permite no sólo elevar aranceles, sino también el bloqueo de exportaciones de un país a otro país en la región, si se reiteran violaciones laborales por parte de una instalación manufacturera, de servicios o que involucre a la minería.

[email protected]