La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) y la Federación Nacional de la Industria Herbolaria, Medicina Alternativa Tradicional y Naturista A.C. (FNIHMATN), firmaron un convenio de colaboración que tiene como objetivo establecer una regulación sanitaria que norme a los productos y plantas utilizadas por este sector, así como mejorar y actualizar los procesos técnicos y de capacitación continua.

Mediante un comunicado detallaron que este acuerdo da su apoyo para el reconocimiento por las autoridades competentes de las licenciaturas de Naturopatia y de Medicina tradicional, alternativa y complementaria; al técnico asesor herbolario; coach nutricional y psicoterapeuta humanista como profesionales dirigidos a la atención primaria de la salud y como promotores en el desarrollo educativo del gremio.

“Con este acuerdo se actualizarán las buenas prácticas de fabricación para establecimientos dedicados a la elaboración de remedios herbolarios y suplementos alimenticios, bebidas, tés e infusiones, su regulación, así como el etiquetado para que dicha industria cumpla con la normatividad sanitaria”, dijo el titular de la Cofepris, Julio Sánchez y Tépoz.

De acuerdo con la consultora Euromonitor, el valor de mercado de suplementos alimenticios en México es de 428.2 millones de dólares, y su definición es que son productos a base de hierbas, extractos vegetales, alimentos tradicionales, deshidratados o concentrados de frutas que buscan incrementar la ingesta dietética total, complementarla o suplir alguno de sus componentes; y el problema de decomiso más común es que cometen infracciones en hacer alusión a promesas médicas.