Hyundai Motors apuesta por seguir creciendo en México. Independientemente de que se negocia la modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), el grupo coreano aplica una estrategia global de negocios que le permite prever un futuro prometedor en el país, afirmó  su director general en México, Michel Kaim.

En entrevista con El Economista, el representante de la marca coreana afirmó: “Hemos creído en México por los últimos 30 años y no vamos a dejar de creer”, así que Kaim, a casi un año de asumir la dirección de Hyundai en México, ha logrado posicionar a la marca en el mercado interno, cuyo reto es vender 55,000 vehículos, 14.5% más al finalizar este año, y superar la expectativa de repunte en el 2019.

Hyundai es la automotriz que mejor desempeño ha tenido mes a mes en el mercado mexicano, con crecimiento de doble dígito, frente a una industria automotriz deprimida que muestra caída de 8.1% en las ventas de los primeros siete meses del año. Su modelo Accent, fabricado en la planta de Pesquería de KIA Motors México, es el más vendido por Hyundai, al representar 21.2% del total de sus unidades vendidas, al sumar 7,368 autos durante los primeros siete meses del año.

Al cuestionarle sobre las nuevas reglas de juego en el TLCAN o bien el acuerdo bilateral con Estados Unidos, Michel Kaim respondió: “El acuerdo aún no ha finalizado, esperamos ver cómo queda, no podemos dar respuesta. Pero los acuerdos comerciales vemos que son para muchos años, y la estrategia de Hyundai Motors Group es global, no sólo por un mercado”.

Explicó: “Nosotros somos esa clase de compañía que primero creemos en el país y luego venimos a vender”.

¿Siguen creyendo, a pesar de que se modificarán las reglas del TLCAN?, se le cuestionó

Hemos creído en México por los últimos años, no vamos a dejar de creer.

Michel Kaim recordó que hace 30 años el Grupo Hyundai Motors realizó una inversión importante en Tijuana y recientemente sus proveedores siguen ampliando los negocios en Baja California, donde se producen transmisiones, contenedores y cajas de refrigerados que se exportan a todo el mundo.

“A partir de ahí hemos traído mucha inversión de las empresas del grupo con más de 16 diferentes proveedores, y que emplean a más de 12,000 empleados”, destacó.

Las inversiones hacia México del grupo coreano seguirán fluyendo, porque sigue aumentando la demanda de nuevos clientes, que permitirá ingresar a nuevos negocios.

De acuerdo con la armadora KIA Motors México, filial de Hyundai, este año se producirán 65,000 unidades en la planta de Pesquería, de las cuales 55,000 serán colocadas en el mercado mexicano, el resto son enviadas a Canadá.

Actualmente Hyundai cuenta con 65 agencias de vehículos en México, pero, ante la excelente aceptación por la marca en el país, se tiene como reto llegar entre 80 y 90 distribuidoras en los próximos dos años, proyectó el director de la coreana.

Hasta julio pasado, la armadora vendió 28,737 vehículos, bajo 10 modelos que atienden a diferentes segmentos.

[email protected]