Por primera vez, el presidente Andrés Manuel López Obrador acudió a clausurar los trabajos de la Confederación de Trabajadores de México (CTM) en su 84 Congreso Nacional Extraordinario, ante quienes se comprometió a impulsar una reforma en pensiones, pero también en terminar con la corrupción en el Infonavit.

Tras reconocer que la CTM es parte de la historia de México, creada en el gobierno de Lázaro Cárdenas, el Presidente dijo que es momento de atender temas de importancia para los trabajadores como es el revisar el pago de pensiones y vivienda.

“Por eso estoy aquí, para recordar que un 24 de febrero de 1936 se fundó la CTM, y que bien que estamos juntos en este proceso de renovación. En lo que corresponde al sector obrero, quiero agradecer el apoyo de las organizaciones sindicales y de la CTM en particular porque se logró en 14 meses aumentar dos veces el salario mínimo, el año pasado, 16% y este, 20% por ciento”.

López Obrador dijo que se va a limpiar de corrupción, “ya empezamos, en el Infonavit nada de construir en pantanos, nada de construir unidades habitacionales en barrancas, nada de construir departamentos de 30 metros cuadrados “huevitos” nada de eso; nada de que el trabajador paga, paga y paga y nunca termina de pagar”.

En ese sentido, ya se está llevando a cabo un plan para reestructurar la deuda de los trabajadores de Infonavit y el que ya pagó el 90% de su deuda ya tiene una quita de 10% y se le entregan sus escrituras, “los servidores públicos ya tienen instrucciones y ya hay acuerdo con los sectores, empresarial y obrero, y ya no se van a dar las carteras vencidas a despacho de coyotes”.

Convocados al Monumento a la Revolución, durante su discurso, el líder nacional de la CTM, Carlos Aceves del Olmo, reconoció que estuvo varias semanas ausente por enfermedad, pero regresó “más cabrón”, para llevar a la CTM a mejores condiciones; esta vez, Aceves del Olmo no hizo referencia alguna a su afiliación partidista al Partido Revolucionario Institucional (PRI), como tampoco logró llenar la explanada de la Plaza de la República.

Foto EE: María del Pilar Martínez

Por otra parte, tras solicitarle a Carlos Aceves del Olmo su opinión sobre la Confederación Autónoma de Trabajadores y Empleados de México (CATEM), con quienes se reunió primero López Obrador; el dirigente cetemista solo respondió ¿quiénes son esos?; y agregó que ya se vio si tiene o no preferencia el presidente por alguna central obrera.

Luisa María Alcalde Luján, secretaria de Trabajo y Previsión Social, dijo que está en manos de los trabajadores hacer efectiva la reforma laboral, para ello se tienen que apropiar de la nueva Ley Federal del Trabajo.

“Tienen que convencer a las actuales generaciones; se cuenta con fortaleza para mejorar las condiciones de trabajo. El 85 % de los sindicatos con registros ya han modificado sus estatutos, pero nos falta los sindicatos locales espero que nos ayuden para vayamos todos el 9 de abril a dar cumplimiento con este cambio que fortalece las reglas internas de los sindicatos”.

kg