El nuevo titular del Banco Central de la República Argentina (BCRA), Miguel Pesce, afirmó que el control de cambios va a regir mientras no haya exportaciones suficientes para atender las obligaciones en la cuenta corriente.

“Hasta que no volvamos a alcanzar exportaciones en el orden de los 80,000 millones de dólares, éstos van a escasear en la Argentina. Tenemos dólares suficientes para afrontar los meses siguientes y el flujo, con la restricción cambiaria, permite atender a las obligaciones”, señaló.

Pesce defendió el paquete de medidas presentado en el Congreso y aseguró: “Se necesitan controles de capitales hasta que aumenten las exportaciones”. En este punto le dio un especial lugar a Vaca Muerta, cuyas exportaciones “serán claves para el crecimiento”.

“Los argentinos tenemos una tendencia a ahorrar en dólares. Hay que establecer restricciones mientras dure la escasez motivada en la caída de las exportaciones. No hay dólares para aflojar el cepo”, explicó.

Con respecto al financiamiento del Tesoro por parte del BCRA, Pesce consideró: “Todos esos instrumentos (como los adelantos transitorios y el pago de deuda con reservas) son excepcionales mientras el gobierno nacional no tenga acceso al mercado de capitales. Pero, en una situación de emergencia, lo peor que puede pasarle al gobierno es caer en cesación de pagos o en una situación de default no deseada”.

“Deuda no será tan difícil de resolver”

El nuevo titular del BCRA volvió a hablar públicamente, luego de una entrevista televisiva la noche del martes, donde criticó a los banqueros que apoyaron abiertamente al gobierno de Mauricio Macri.

El presidente de la autoridad monetaria buscó llevar tranquilidad a los mercados y aseguró que “la situación de la deuda argentina no será tan difícil de resolver”. Sí reconoció que la deuda bajo legislación extranjera “será más compleja de renegociar”.

Con una mirada más local, Pesce afirmó: “Es importante que Argentina desarrolle su mercado de capitales”. En este sentido, hizo hincapié en una reducción de la inflación y aseguró que el pacto social que quiere cerrar el presidente Alberto Fernández, busca enfriar la inflación con el fin de “desindexar la economía”. Esta perspectiva le permite anticipar una “sustancial” baja de tasas de referencia.

Acreedores ya contrataron asesores para renegociar la deuda

Un grupo de tenedores de bonos emitidos por la Argentina contrató asesores para las negociaciones con el país en dificultades, después de que el presidente Alberto Fernández, confirmara que quiere reestructurar la deuda del país el año que viene.

El grupo de acreedores designó a UBS Securities y Mens Sana Asesores para que los representen en las conversaciones, según un comunicado. Los acreedores están trabajando para facilitar un “diálogo constructivo” con el nuevo gobierno y están comprometidos en trabajar con él para garantizar que se satisfagan los intereses de los tenedores de bonos argentinos, sostuvo el comunicado, que no especifica quiénes participan en el grupo. (Con información de Reuters).