Club Deportivo Guadalajara AC buscará instancias internacionales en caso de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) deje sin efecto la sentencia de amparo que otorga la totalidad de los bienes y derechos del club como patrimonio de la asociación civil (AC).

Será el próximo 10 de julio cuando la SCJN emita la resolución del caso que se inició en el 2002, cuando el empresario Jorge Vergara adquirió los títulos de propiedad de la mayoría de los socios de Chivas y modificó la razón social del club a una sociedad mercantil.

“Nosotros eventualmente tendríamos que acudir a las instancias internacionales como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y Corte Interamericana de Derechos Humanos, porque es inaceptable que la sentencia quedara neutralizada por resoluciones ilegales, dictadas por los propios tribunales que concedieron el amparo. Sería un absurdo”, indicó Antonio Jasso, abogado de la asociación civil.

Francisco Cárdenas, presidente de Club Deportivo Guadalajara AC, calificó como ilegal la compra de Jorge Vergara por el equipo, así como la modificación de la razón social, principalmente porque los socios de la AC no son dueños del patrimonio del club, marca, instalaciones, derechos y jugadores, y porque la asamblea que se celebró para modificar la personalidad jurídica de la institución no tenía validez.

“Consiguió el apoyo de la mayoría de los asociados a quienes les dio 6 millones de pesos a cada uno. Vergara tomó control del patrimonio y del equipo de la AC para convertirlo en un negocio personal”, sentenció Cárdenas.

El presidente de la AC indicó que de los 180 socios que en el 2002 tenía el club, sólo 25 mantienen el litigio por la propiedad de los activos del club, principalmente la marca del equipo. Además, detalló que bajo la administración de la AC sobre el club tramitaron 40 registros marcarios ante el Instituto Mexicano de la Propiedad Intelectual (IMPI), pero una vez que Jorge Vergara tomó posesión del equipo y la marca el empresario realizó hasta 200 registros marcarios ante el IMPI.

“El nombre y la marca representan hasta 90% de los ingresos de un club”, dijo Antonio Jasso.

Un juez resolvió en el 2010 un amparo en favor de la AC, que les restituía la propiedad y patrimonio de los bienes y derechos del Club Deportivo Guadalajara, incluso se le cancelaron 140 registros marcarios a la sociedad mercantil de Jorge Vergara, pero un par de años después le restituyeron la propiedad de los mismos, al no ejecutarse el amparo a favor de Francisco Cárdenas.

“El día 10 de julio se define si la solicitud que presentamos es admitida y se determina una situación de corrección o no. Es vital, porque si es contraria tendremos una sentencia de amparo muy bonita que podemos poner en la sala de nuestra casa, pero que no sirve de nada”, sentenció el presidente de la AC.